Nuestra misión en la Tierra

La Tierra no sanará hasta que nosotros como especie no evolucionemos espiritualmente. La evolución debe incluir todo, desde una ética básica hasta una moralidad superior, desde no contaminar físicamente hasta despejar sentimientos y pensamientos negativos que contaminan psíquica y espiritualmente.

La Tierra no soportará por mucho más tiempo que sigamos siendo una raza espiritualmente irresponsable. Sólo desarrollando una conciencia, despertando a lo sagrado de toda vida y eligiendo hacer honor a esta conciencia seremos habitantes del planeta de forma no perjudicial y restauradora.
Es obvio que debemos tomar esta decisión para sobrevivir así como abrazar los cuatro principios evolutivos: 1. Nuestro objetivo aquí es evolucionar física, emocional, mental y espiritualmente. 2. Todo ser humano es Esencia Divina compuesta de luz y amor cuya naturaleza es la bondad. 3. El libre albedrío es un derecho universal absoluto; la impecabilidad exige al yo que entregue su libre albedrío a la voluntad divina con fe y confianza. 4. Toda existencia natural es sagrada, sin depender de si satisface o si cumple las necesidades del yo individual.

Ya existe un conocimiento suficiente de las amenazas al futuro de nuestro planeta como para que tomemos ahora la decisión de evolucionar.

Cualquiera de las siguientes causas, por mencionar sólo unas pocas, podría muy pronto provocar el fin de la vida en la Tierra. Los agujeros de la capa de ozono, el efecto invernadero y el calentamiento del planeta, la destrucción de la selva tropical y de bosques milenarios, la muerte de los océanos, los residuos radiactivos subterráneos, explosiones nucleares…; la lista puede ser interminable. Ya no es seguro permanecer en la ignorancia, la indiferencia, la inconsciencia y la irresponsabilidad. Debemos empezar a examinar nuestras propias mentes, creencias y sentimientos y empezar a limpiarlos; son la auténtica causa de todo el daño que se ha causado al planeta.

Nuestros pensamientos, creencias, sentimientos y actitudes hacia nosotros mismos y hacia los demás están detrás de cada acto inconsciente y destructivo o detrás de las circunstancias a través de las que nosotros y nuestro planeta podemos sanar-. La elección es nuestra. Estas energías contribuyen de forma constante a la creación compartida del mundo en cada nivel. Los pensamientos son una energía que se puede medir, y el movimiento de energía tiene un efecto en todo lo que la rodea.

A partir de un pensamiento comenzó la Creación, y nuestros pensamientos están continuamente recreando -o destruyendo-. La expresión «piensa en grande, actúa en pequeño», quiere decir que debemos empezar por examinarnos y cambiarnos a nosotros mismos; entonces, lo que hagamos y las actitudes que tengamos se extenderán a las personas queridas, la comunidad, e incluso llegarán más lejos.

Una vez que veamos claramente la esencia de ser «buenas» personas, la evolución continúa en un nivel superior. Siempre existe otro escalón por subir para alcanzar lo mejor de uno mismo, y esto es de lo que en última instancia somos responsables. Afortunadamente, el anhelo -y la visión deseada- de llegar a ser lo mejor posible llena cada día de nuestra vida. Este anhelo nos dará motivos para nunca estar tan satisfecho como para estancarnos.

Claro que es también vital para nuestro crecimiento la aceptación de nosotros mismos dondequiera que estemos en cada momento del día. Sin ella nos debilitamos por falta de autoestima y nos imponemos castigos.

Sin embargo, el anhelo espiritual por Dios, la iluminación, el amor divino y el final de la separación es la fuente de nuestros logros.
Es lo único que inspira al alma.

Desde que el Cristo sentó el ejemplo de lo que llegaremos a ser, hemos tenido casi veinte siglos para desarrollar los juegos de control, las pautas kármicas y las formas de pensamiento planetarias manifestadas. Hemos visto y experimentado todas las adicciones y obsesiones que nos han mantenido alejados de nuestro poder y bajos de autoestima.
Son las siete pautas kármicas del círculo solar que nos han mantenido atrapados desde que empezó la colonización de este sistema solar: arrogancia, adicción, prejuicio, odio, violencia, sentimientos de víctima y vergüenza.
Lo único que nos queda ahora es buscar la verdad y el poder superiores que pongan fin a esta locura y nos ayuden a ser.

Yo no me considero escritora, todo lo que aporto aqui es con el fin de poder ayudar a aclarar de alguna manera los componentes de nuestro campo energético que son los elementos que hay que conocer para poder trabajar en él para la sanación de vida. He creido conveniente insertar publicaciones de otras personas investigadoras sobre el tema que son impecables para enriquecer este blog,  muchas gracias a todos los que lo visitan en su búsqueda de encontrar el camino para su desarrollo de la consciencia.

Alba Mercé

 

Blue Flower

 

LAS MIL CARAS DEL EGO

SOLO NUESTRO YO SUPERIOR PUEDE SITUARNOS EN LA REALIDAD ENERGÉTICA QUE SOMOS

 

1-Sol

 

Para poder conocernos de verdad, sin filtros ni engaños del ego tenemos que conocer nuestra realidad energética, si no, nunca llegaremos a saber quiénes somos realmente, vivimos continuamente dentro de hologramas que sin darnos cuenta nos pasan a distintos escenarios, asumiendo diferentes personajes según la ocasión, todo eso está manejado por el ego desde la programación inconsciente que tenemos.Vivimos en mundos virtuales continuamente y nunca llegamos a percibir nuestra verdadera realidad, que es la que nos toca vivir para evolucionar y salir del bucle infinito.

Algunas veces pueden llegar vagamente algunos atisbos de esa realidad, pero rápidamente, es velada por los miles de programas y bloqueos que ha puesto el ego para que no hagamos ese clic que nos haga ver esa luz del verdadero camino a seguir, él se encarga de mantenernos ciegos, ya que así puede someternos y crearnos sufrimiento del cual se alimenta, “El cuerpo dolor” ese es el verdadero problema que tenemos que sanar para ser libres, pero eso entraña todo un proceso de sanación interna que no podemos llegar a realizar porque esa entidad ego que tenemos, nos hace creer siempre que lo sabemos todo y no nos deja bajar la guardia para al menos hacernos preguntas y cuestionarnos las propias creencias, aunque no funcionen las seguimos manteniendo.

No hacemos tomas de consciencia cuando la vida pasa y estamos con problemas crónicos que arrastramos de años y años, no nos paramos a mirar para adentro a ver qué es lo que puede estar fallando, somos los creadores de nuestra realidad pero no en consciencia, sino en inconsciencia, todo lo proyectamos hacia afuera y culpamos a otros o a las circunstancias de todo lo que nos sucede, no nos paramos a reflexionar, seguimos metidos en el bucle toda la vida, y desencarnamos sin haber hecho nada por lo más importante que es nuestro desarrollo personal y espiritual, es lo único que nos dará el pasaporte para arriba o para abajo, y así encarnamos cientos de vidas inútiles porque no las hemos hecho operativas tampoco ni para arriba ni para abajo, que es la única manera de que sigamos avanzando en la propia evolución.

Y todo eso lo fabrica el ego de cada uno, seguimos llenos de miedos, pánico y terrores que tenemos, algunos controlados y otros no, que bloquean todas nuestras áreas de vida y nos impiden realizarnos y ser felices, y podríamos serlo si pudiéramos sanarnos y trascender al menos partes de nuestro señor, el EGO, y mantenerlo a raya para que no bloquee nuestras vidas. Su misión es hacerlo generalmente porque necesita alimentarse del cuerpo dolor, y mientras más tengamos mejor para él. Es nuestro Terminator particular.

Se puede salir del bucle y sanarse, y es por medio de nuestro Yo Superior y solo por medio de él que lo podremos conseguir, él es nuestra parte iluminada en otra dimensión, es nuestro maestro interior, que ha sido puesto por nuestra mónada divina o ser cuando nos creó, para que gestione todas nuestras encarnaciones y nos guie por el camino correcto, pero ignoramos que lo tenemos y que está dentro de nosotros esperando a ser contactado para ayudarnos en consciencia. Esto no es una teoría, ¡es real! ,¿qué esperamos para poder cambiar nuestras vidas a través de nuestro maestro, que no está fuera si no dentro? Ahí es donde hay que parar la imagen haciendo un acto de humildad y tomar consciencia de que toda la información, la verdad, el conocimiento y las posibilidades de superación y evolución espiritual, las puso nuestro creador dentro de nosotros, donde jamás la encontraríamos, según relata un cuento hindú. Y parece que así es.

Somos la chispa divina del padre y él nos hizo a su imagen y semejanza, el tesoro lo llevamos dentro pero no nos damos cuenta de nada, porque pensamos que ya lo sabemos todo sobre nosotros y el mundo, esa ceguera se llama EGO.

Realmente no sabemos nada de nada hasta que no entramos dentro y buscamos para llegar a conocernos por medio de nuestro Yo Superior, toda la información sobre nosotros la tiene él y es el que nos puede contestar todas las preguntas desde nuestro origen hasta ahora mismo, nos puede guiar y ayudar a salir del bucle por medio de la auto-sanación de nuestra vida actual y de vidas pasadas, de los programas que tenemos instalados que pueden ser muy destructivos y malograr la vida actual.

Blue Flower

 

Y.S. 3

EL YO SUPERIOR ES NUESTRA PIEDRA FILOSOFAL

Hola amigos, hoy voy a hablarles de lo imprescindible que es estar conectados en consciencia con nuestro YO SUPERIOR  para realizar nuestro desarrollo espiritual, la sanación de nuestras vidas y el camino seguro a la ascensión, para el que esté ya en su última encarnación en la tierra y quiera conseguirlo, porque se puede, pero primero hay que tomar el camino correcto y es nuestro YS el que lo sabe.

Esto no es cuestión de religiones ni de dogmas, todos tenemos un YS, los buenos, los religiosos, los malos, porque todos estamos en el camino de la evolución, pero veo que mucha gente confunde los conceptos, y no tiene nada que ver, este trabajo es independiente, todos pueden hacerlo, pero sí, nos llevará a destino si queremos iluminarnos en poco tiempo.
Esta es la única vía de entrada y de salida para llegar a un final feliz, lo digo con la convicción total de estar viviéndolo, después de muchos, muchos años de búsqueda y trabajo espiritual, hasta que encontré mi piedra filosofal, que es mi YS, a partir de ahí cambió todo para mi, pude conectar con mi maestro interior, el verdadero, el que estuve buscando toda la vida fuera pero lo tenía dentro de mí. Nuestro YS es el conocimiento, la sabiduría, la consciencia pura, nuestro mentor, nuestro guía y consejero, nuestro maestro, en fin lo es todo en realidad, es el intermediario entre nuestra mónada y el regreso a casa, la fuente.

Nuestro YS gestionas todas nuestras encarnaciones y sabe todo de nosotros. ¿Porque buscamos fuera?, si tenemos ¿el tesoro dentro? ¿Nuestro ego es tan grande para que nos creamos que lo sabemos todo?,
¿Y porque perdemos tantos años dando vueltas y vueltas a las cosas desde la mente egóica si tenemos la más preciosa herramienta para evolucionar y salir del sufrimiento dentro de nosotros?
Eso tiene un nombre y se llama resistencias al cambio, ¿de verdad, todos los que estamos en estas cosas queremos desarrollarnos espiritualmente, o ¿está de moda y vamos picando por aquí y por allí, todo lo pasamos por el filtro de nuestros programas mentales del ego que manipula y encuentra explicaciones y excusas basadas en el engaño de lo que es la verdad y nos hace creer lo él que quiere.

El ego es una verdadera entidad y no le gusta nada que nos demos cuenta, es voraz, siempre quiere más de lo que sea, él se alimenta de nuestro cuerpo dolor que se encarga de activar para vivir de nuestro sufrimiento nos mantiene en el pasado y en el futuro para poder comer, pero del aquí y el ahora no quiere saber nada, todo esto lo dice el maestro Eckhart Tolle, y también habla en todo momento de esa conexión que es necesario tener con el YS para liberarse. Louise Hay siempre ha hablado del conocimiento del YS para sanarse, y todos los maestros ascendidos han hecho el trabajo de ascensión con su YS, ¿y eso no nos moviliza nada?
Por algo será si ellos lo dicen, pero nos pasamos la vida leyendo muchas cosas y se nos pasa la información verdadera.

Lo que no nos dijeron los maestros, es como conectar en consciencia con nuestro YS, quizás porque en otros momentos no se podía, se mantuvo en secreto solo para algunos, pero ahora la información ha llegado y está aquí para todos y sin embargo casi nadie se da cuenta, y además se piensa que el trabajo de sanación se puede hacer solo, y eso es imposible sin la coordinación con nuestro YS, porque necesitamos conocer una información interna e íntima de nosotros mismos para desenredar la madeja, y solo la tiene el YS.
Despertar es darse cuenta de esto, hasta que no nos conectemos con nuestra parte iluminada conscientemente y podamos recibir todas las herramientas y el YS nos vaya guiando en el trabajo que tenemos que hacer para lograr la auto-sanación en todas nuestras versiones, dimensionales y líneas temporales donde existimos y hemos existido, no se consigue nada, es dar vueltas en círculos sin llegar a ninguna parte, tal vez a algunos les resuene esto de lo que estoy hablando ahora.
Hay muchas personas en estos momentos que están atrapadas en ese laberinto que hay entre 3º y 4º dimensión y de donde es muy difícil salir sin un trabajo coordinado por nuestro YS.  Créanme, lo he vivido y a veces no se sale nunca queriendo hacerlo solo.

Siempre hemos oído que el conocimiento está dentro de nosotros, pero no aflora solo, hay una puerta y una llave para entrar, ¿porque?, porque es parte del darse cuenta, de volverse consciente y abrir esa puerta en consciencia, no se da la información que necesitamos si no estamos preparados para recibirla, hay que tenerlo presente, el conocimiento está dentro pero hay que ir a buscarlo, no aparece por arte de magia, hay que despertar, darse cuenta de lo que llevamos dentro y pedirlo para que se revele.

Desde hace tiempo y sobre todo en estos momentos estoy viviendo intensamente el pasaje y proceso de transfiguración, espero que esta semilla prenda y sirva para ayudar a otros a retomar su camino de regreso a casa, poder auto-sanarse y regresar a la fuente convertido en la unidad de la mano de su mónada divina.

 

Blue Flower

 

40211700_409050319624976_7590893188559142912_n

PORQUÉ MARCAN NUESTRA VIDA PRESENTE LAS ENCARNACIONES PASADAS

Es necesario sanar todas las vidas pasadas que tengamos porque influyen absolutamente en la vida actual, ya que traemos programas, limitaciones y patrones mentales heredados de esas vidas que la mayoría son de origen negativo y cuando volvemos a encarnar se vuelven a instalar y a activar automáticamente en las esferas mentales, en el cuerpo mental superior y en otras partes del sistema energético condicionando nuestras vidas, bloqueándolas y causándonos una serie de obstáculos que nos impiden desarrollarnos y conseguir nuestros objetivos en el presente; además de impedirnos cumplir con los planes marcados para evolucionar que hemos trazado para nosotros antes de encarnar.

El proceso es el siguiente: si en alguna o algunas de las encarnaciones pasadas hemos sido culpables de algo o nos sentimos culpables en esos momentos de algún acto de esa vida, se grabará en el inconsciente y creará una gran cantidad de bloqueos que llegados a una cierta cantidad se transformará en una verdadera entidad con mucho poder y gestionará todo lo que hagamos en la vida que ocurrió y en todas las sucesivas.
Hasta que pueda ser encontrada y sanada para liberarla, todo lo que hagamos pasará por esa pauta de culpa impresa en nosotros como estigma, y como la culpa crea castigo, nuestra vida estará llena de problemas y obstáculos que nos causarán sufrimiento, frustración e impotencia, incluso enfermedades, nos bloqueará todas las áreas de vida porque el inconsciente cree que así nos defiende para que no vuelva a ocurrir aquello de hace tanto tiempo. Esa entidad se ocupará de bloquearnos en todas partes del sistema energético para que cada vez que queramos avanzar y fluir en la vida no podamos hacerlo. Por más que lo intentemos tropezaremos y tendremos inconvenientes para realizarnos, como somos los creadores de nuestra realidad constantemente, produciremos desde el inconsciente las proyecciones necesarias para que ocurran los acontecimientos desde fuera justo de la manera contraria a lo que deseamos realizar a nivel consciente. Porque esa entidad inconsciente mueve todos los hilos de nuestra realidad. Por eso tampoco funciona la ley de atracción hagamos lo que hagamos, mientras no sean limpiadas todas las limitaciones, los patrones mentales y otras serie de restricciones autogeneradas o que vienen de familia, sociedad y de vidas pasadas sobre todo, siempre estaremos repitiendo experiencias negativas, hasta que sean sanadas y liberadas.

Se ha puesto la culpa como ejemplo porque generalmente es la principal causa, pero hay muchas más pautas y creencias que pueden marcar y arruinar nuestra vida actual.
También hay miles de entidades que se han formado a lo largo del tiempo bloqueando nuestras áreas de vida y que forman parte del ego, que es la entidad más poderosa de todas, ya que él necesita crear sufrimiento para poder subsistir en nosotros, y lo hace sobre todo engañándonos y creando entidades y grandes cantidades de bloqueos de resistencias al cambio, a entrar en nosotros y averiguar qué está pasando.

Para poder hacer este trabajo de investigación y sanación de esas vidas y la presente solo lo podemos conseguir si hemos entablado una conexión y relación consciente con nuestro Yo Superior, porque él conoce y gestiona nuestras vidas desde la primera encarnación aquí o donde fuera, nuestro YS, nos irá dirigiendo y guiando por el camino correcto para llegar al punto donde se produjo el primer bloqueo que luego nos marcó para siempre, nos proporcionará los recuerdos y las imágenes de lo ocurrido para que tomemos consciencia y podamos sanar y liberar ese momento que quedó congelado en nosotros y en el que permanecemos atrapados, no comprendiendo porque nuestra vida está llena de tropiezos e inconvenientes, de carencias, escasez, y nos es tan difícil conseguir lo que queremos para ser felices.
Pues ese es el ser o no ser de todo lo que nos pasa. Somos nosotros mismos los que nos cortamos los caminos, no hay nadie más pero si que proyectamos entrando en hologramas producidos por el ego que nos hacen ver las cosas de otra manera y engañarnos a nosotros mismos pensando que las cosas vienen de otros o de la vida que nos trata mal.

Cuando hayamos sanado todas nuestras limitaciones, patrones mentales, creencias equivocadas, entidades ego y millones de bloqueos que se han creado dentro para paralizarnos, entonces si estaremos libres para crear una realidad desde la consciencia que se cristalizará en nuestro beneficio, porque ya no existirán las interferencias inconscientes que lo impedían.

Digamos que dentro de nosotros somos muchos, y privará siempre ante lo que hagamos la programación inconsciente, que si no está de acuerdo con la programación consciente, nos IMPEDIRÁ realizar lo que deseamos hacer en esta vida y nos acarreará frustración y sufrimiento, haciéndonos pensar la mayoría de las veces que no valemos, poderosa herramienta que utiliza el ego para limitarnos. Pero hasta que no nos demos cuenta que somos una chispa divina con el poder de verdaderos dioses y diosas Y reconocernos, esa verdad estará encubierta por millones de bloqueos y entidades de miedo, pánico, terror, pavor, violencia, que traemos de esas vidas pasadas y que tenemos integrados en la actual.

Por eso tenemos que sanar nuestras vidas si queremos fluir. Este trabajo de sanación solo se puede conseguir por medio del YS, no hay otra manera, ya que hay que trabajar con una información que él solo conoce y que cuando es importante suele estar oculta o encriptada y no se puede llegar a ella para desbloquearla sin la ayuda de nuestro YS. 

 

Blue Flower

 

diamond

LAS 7 VIDAS OPERATIVAS QUE SON NECESARIAS TENER EN LA TIERRA PARA PODER ASCENDER A 5º DIMENSIÓN

Poder poseer la información exacta de en cual encarnación nos encontramos, y cómo funcionan las ruedas del karma en sus diferentes ciclos, hasta dar por terminado el proceso de encarnaciones en la tierra, es fundamental y muy valiosa información, para poder tomar consciencia, sentirnos ubicados, y valorar nuestra evolución, si nos encontramos realmente haciendo trabajos espirituales para la ascensión, es necesario conocer el número de encarnaciones que tenemos hasta ahora, y como es el mecanismo de selección que se produce para salir de esa rueda, ya que depende de nosotros casi siempre si estamos conectados a la consciencia, que llegue a nuestras manos este conocimiento.

 Hay muy poca información sobre esto, y si llega y estamos preparados para recibirla tomaremos debidamente cuenta de ella porque es una pieza clave para hacer el camino de regreso a casa el saberlo, ya que solo se puede emprender cuando se está en la 7º y última vida operativa aquí, no podremos intentar ascender antes de la última encarnación, y el libre albedrío nos permite elegir cuando hacemos que una vida pueda ser operativa o no para que sea facetada como un sello en esa preciosa piedra que brilla como una estrella sobre cada uno de nosotros.

Es nuestra marca de fábrica y en cada faceta ha sido impresa toda la memoria de esa vida que hemos hecho operativa y por lo tanto útil, entre cientos de otras vidas que no lo han sido y  solo hemos repetido y repetido el mismo disco, pasando por muchos sufrimientos y acumulando más y más karma, que habrá que limpiar cuando lleguemos a esa última encarnación si queremos ascender.
Nuestra piedra tiene la forma de un diamante de 7 caras y está en el cuerpo causal, posee  siete facetas, que se corresponden a las siete vidas operativas que tendremos que haber facetado en la piedra para salir del ciclo de las encarnaciones en 3º dimensión, no quiere decir que tenemos solo siete encarnaciones si no, que para que cada cara de esa piedra se vaya facetando tenemos que hacer operativa la encarnación que estemos viviendo por medio del compromiso para el espíritu o luz o para lo materia, solo así se registrará la encarnación en la faceta de la piedra, por lo tanto si no nos comprometemos en alguna de las dos opciones, podremos vivir innumerables vidas no operativas,  por ignorancia espiritual. Realmente la ignorancia se paga cara, ya que todos venimos en cada encarnación para despertar y evolucionar espiritualmente.

Solo después de haber cumplido el ciclo de 7 vidas operativas en la tierra ya no volveremos más a encarnar aquí, y si somos conscientes cuando estamos encarnados de que estamos en la 7º vida operativa y está comprometida para el espíritu, podremos prepararnos para hacer el trabajo de desprogramación y sanación de todas nuestras vidas para emprender el camino de la ascensión a 5º dimensión.

Si a lo largo de todas las encarnaciones se hubieran hecho operativas más vidas para la materia que para el espíritu, pero la 7º vida o última encarnación en la tierra se hubiera hecho el compromiso para trabajar para el espíritu, eso sería suficiente para tener la oportunidad de redimirse e iniciar el proceso de sanación y ascensión a 5º D.
El compromiso para venir a hacer el trabajo para la ascensión se puede haber hecho antes de encarnar o después, incluso se puede haber hecho antes de encarnar pero haberse olvidado y recordarlo o no, según que camino tomemos. De ahí la importancia de tener una conexión en consciencia con nuestro Yo Superior que nos supervise y nos mantenga informados, ya que solo él quién puede poner en marcha el proceso cuando estamos preparados

Muchas personas están haciendo el trabajo en inconsciencia, aunque sea su Yo Superior quien los esté guiando pero corren el riesgo de desviarse o equivocarse al no poder comunicarse directamente, hablando con él porque el ego siempre trata de evitarlo poniendo bloqueos y confunde para que se no se pueda hacer bien el trabajo y entonces se produce un estancamiento o desviación hacia otras direcciones equivocadas que lo frustran, causando retrasos o a veces perdiendo la oportunidad única de poder a ascender.

Una vez que se ha encarnado y se está en la 7º vida operativa porque se ha comprometido en un sentido o en otro, esa será la última encarnación en la tierra, por lo tanto si antes de encarnar nos hubiéramos comprometido a venir para hacer el trabajo de trascendencia del ego y a ascender, estando encarnados porque así estaba planificado por nosotros y otros seres de luz que nos acompañan para aconsejarnos antes de volver a encarnar y se valora que es mucho mejor realizar el trabajo de ascensión con cuerpo físico, y por no recordarlo no lo hacemos, luego cuando ya hemos desencarnado veríamos que sin cuerpo físico podría ser mucho más difícil poder ascender, ya que hay cosas que hacer y arreglar para realizar este trabajo en las que es necesario tener materia.

El compromiso puede ser hecho en consciencia o en inconsciencia por medio de acontecimientos que vayamos viviendo, muy importantes que nos hayan hecho tomar partido por la materia o por el espíritu a través de ciertas acciones realizadas que harán que se faceten en la piedra. Por Ejemplo dedicar nuestra vida al servicio a otros, o estar siempre en la actitud de servir a otros, hará que la encarnación sea operativa para el espíritu automáticamente, aunque no seamos conscientes. O por el contrario si dedicamos la encarnación solo al servicio a nosotros mismos, con fines egoístas, y con una visión totalmente materialista y sin ningún tipo de empatía hacia nuestro prójimo,  esa encarnación se facetará automáticamente en la piedra para la materia sin hacer falta que seamos conscientes de ello.
Son nuestras intenciones y nuestras acciones a lo largo de las encarnaciones que vivimos, las que van facetando la piedra, cuando no tomamos partido por nada en una encarnación y nos mantenemos neutrales, esa vida no es operativa, (Un ejemplo podría  ser la vida de casi todos los políticos del mundo) Los que han tomado partido por el espíritu para ayudar a la humanidad,  han terminado la mayoría o encarcelados o asesinados.

Si se decide tomar  el compromiso en consciencia, debe hacerse  desde la más absoluta sinceridad y desde lo más profundo de nuestro corazón, comprometiéndonos con nuestra alma y nuestro espíritu al cien por cien y alimentándolo  para que cada día sea más potente, hasta que quede facetado en la piedra.

Debe de invocarse a la Madre Divina, al Padre y al Espíritu Santo, solicitando querer realizar en esta encarnación los trabajos para la ascensión a 5º Dimensión y la trascendencia del ego.Si se cumplen todos los requisitos necesarios, que son varios, para que se pueda realizar la petición, nuestro Yo Superior es el encargado de ponerla en marcha, supervisado por nuestra Mónada Divina, que es el ser que nos ha creado y que en su momento cuando hayamos llegado a tener la tasa vibratoria adecuada y estemos en armonía con su vibración, bajará en consciencia y se fusionará con nuestro Yo Superior tomando las riendas de nuestra vida para iniciar y dirigir todo el proceso de traslación del sistema energético desde 3º D a 5º Dimensión hasta el final. Esto conlleva la sanación total de todas nuestras vidas pasadas, paralelas y la actual, trascender la mente y el ego y habernos habitado al 100×100 con nuestra presencia YO SOY, viviendo en el aquí y el ahora.

 Toda esta transformación es una catarsis total y lleva mucho tiempo conseguirla trabajando constantemente, sin interrupciones temporales porque existe todo un entramado a nivel espiritual de diferentes elementos y seres que están trabajando para nosotros y si se paraliza,  se interrumpe el proceso, incluso puede hacer que el compromiso vaya disminuyendo hasta perderlo y borrarse la cara de la piedra facetada por él, perdiendo la operatividad de esta encarnación. Siempre hay que consultar al Yo Superior antes de tomar decisiones.

Hay muchas pruebas que pasar, que nos irá poniendo nuestro Yo superior de acuerdo al karma que tengamos que pasar, y que tendremos que ir superando, para ir elevando la vibración y muchos miles de millones de bloqueos que sanar para ir trascendiendo el ego. Y sobre todo darnos cuenta o cada vez ser más conscientes de lo que nos está ocurriendo en cada momento. Puede ocurrir que no podamos superar una prueba en mucho tiempo, incluso en años, por no darnos cuenta y quedarnos bloqueados,  en ese caso habrá que preguntar al Yo Superior,  si es una prueba no superada lo que nos está bloqueando u otra cosa.

La expansión de nuestra piedra está en resonancia y se corresponde con la expansión o no de nuestro nivel de consciencia. Aprendiendo a testar nuestra piedra iremos controlando también la expansión de nuestra consciencia a medida que efectuamos nuestro trabajo personal y espiritual, para no desviarnos de nuestro propósito de vida.

La expansión total de la piedra o la consciencia se puede medir por grados y es de 330 º o por porcentaje de cero al 100 % – Hay que ir controlando a medida que se hace el trabajo si la piedra va expandiéndose, se contrae o se bloquea.
Las facetas de la piedra tienen que estar siempre mirando hacia la luz,  pero debido a bloqueos o movimientos energéticos se pueden girar para abajo y entonces absorben energías negativas que nos bajan la energía y la vibración  poniéndonos  en negativo, hay que controlarla testándola y aprender a girar las facetas hacia la luz cuando no lo están.
También pueden cargarse negativamente y hay que testar con nuestro Yo Superior para limpiar las facetas que estén sucias o cargadas en negativo, cada faceta de la piedra está en correspondencia con cada uno de los chakras  del 1º con primera faceta, el 2º con segunda faceta y así sucesivamente hasta el 7º chakra, si se estuviera en la última encarnación.
La misión que todos los seres humanos traemos cuando encarnamos es evolucionar espiritualmente, para perfeccionarnos y retornar a la fuente de dónde venimos.

El cuerpo causal, sobre su plano causal, tiene conciencia simultánea del pasado, del presente, y del futuro, sobre un ángulo de 180º. O sea que todo está ocurriendo en el ahora fuera del espacio tiempo y allí está nuestra piedra.

Todo este conocimiento debe ser constatado a través de nuestro YO SUPERIOR,  él es el único que puede asegurarnos exactamente en qué vida operativa nos encontramos actualmente o si esta encarnación no nos hemos comprometido todavía y debemos hacerlo, y cuál es exactamente nuestra realidad energética, sin las cientos de máscaras o sub-personalidades que usamos en cada situación de vida puestas por el ego y que nos hacen creer lo que no somos en realidad, por eso nunca llegamos a conocernos verdaderamente, siempre vivimos engañados, hasta que podamos conocer por medio de nuestro YS la realidad energética que somos, que desde luego nada tiene que ver con lo que creemos ser.

El aprender a trabajar en consciencia y comunicación con nuestro Yo Superior desde el principio, con una jerarquía espiritual que nos asiste y con nuestra Monada Divina, pudiendo  participar, interactuar y tomando partido en todo el proceso de auto-sanación y cambio espiritual en consciencia, son las nuevas enseñanzas que nos mandan los maestros espirituales Y que nos piden que adoptemos, para hacernos más responsables y conscientes de todo los que nos está ocurriendo, porque esta nueva forma, es BAJAR EL CIELO A LA TIERRA, sin necesitar intermediarios,  siempre y cuando  hayamos  adquirido  los conocimientos,  las herramientas necesarias, y aprendido  a realizar  correctamente  el trabajo espiritual.  

Trabajar en consciencia con nuestro Yo Superior y una jerarquía espiritual ayudándonos en comunicación directa con ella, acortará  en años el proceso de trascendencia del ego y ascensión, respecto a las técnicas milenarias empleadas hasta ahora

 

 

Blue Flower

 

manos

LOS SÍNTOMAS DE LA DESCONEXIÓN CON NUESTRO NÚCLEO

La mayoría de la humanidad estamos desconectados de nuestro núcleo o conexión con el núcleo de la tierra, que es el que verdaderamente nos da la energía y la fuerza para vivir, al estar desconectados, también estamos fuera de nuestra identidad, lo que quiere decir que no somos nosotros, cualquier cosa nos desequilibra, vivimos en una especie de limbo, donde somos vapuleados de un sitio a otro por una falta de criterio que nos mantiene en una confusión mental y emocional permanente. Entre los síntomas que produce ese estado, que son muchos, está la ofuscación, la inquietud, la ansiedad, la inseguridad, la intranquilidad, la impaciencia, el estrés, y la inestabilidad emocional en todos los niveles de consciencia. Todos esos estados desembocan en una serie de enfermedades y patologías cuando se manifiestan en el plano físico.

Por eso es tan importante aprender a estar conectados con nuestro núcleo y poder mantener esa conexión, ese es nuestro centro y nuestra identidad, ese es nuestro aquí y ahora.

Realmente la conexión con nuestro núcleo, y la conexión con nuestro Yo Superior son la llave para conectarnos con nuestra esencia y la sabiduria divina, a partir se hacer esta conexión en consciencia, comienza todo el proceso de sanación de nuestras vidas

El no darse cuenta de eso también tiene que ver con  la desconexión en la que se vive, se quiere abarcar mucho pero todo en un plano superficial, no se profundiza en nada, incluso en los cursos que se hagan, todo queda en un punto en el no se consiguen los objetivos y por lo tanto solo es un cúmulo de información generalmente mal asimilada.
O sea que siempre se están pisando arenas movedizas. Buscamos y buscamos pero no encontramos.

Falta el arraigo que produce la conexión, que es la que nos da la coherencia en nuestros actos y canaliza la información que nos llega sea la que sea correctamente, la desconexión del núcleo, nos quita el poder, vivimos a un 40 o 50 % o menos, de lo que es nuestro potencial.

Blue Flower

 

ESTRELLA DEL NUCLEONUESTRO NÚCLEO DIVINO

Después de trabajar con la línea del hara y la intencionalidad con muchas personas y de apreciar los grandes cambios en su vida, viendo cómo se manifestaba su misión en la vida y cómo accedían a su realización, pregunté: «¿Quién el que se está realizando? ¿Quién tiene toda esta intencionalidad?». A fin de cuentas, nuestra intencionalidad no es quienes somos. Claramente, nuestra personalidad no es quienes somos. No es más que una firma que expresa un poco de quienes somos en realidad. Sin duda, nuestro cuerpo físico no es quienes somos. Entonces, ¿quiénes somos? ¿Dónde estamos? ¿De dónde emana toda esta vida? ¿Quién soy yo? Razoné que tiene que haber otra dimensión más profunda debajo del nivel del hará, una dimensión que constituye los cimientos del nivel del hará: la dimensión del conocedor.

Bajo la dimensión del hara existe la dimensión de vuestro núcleo más profundo. El núcleo es el eterno «Yo soy lo que es, fue y será». Aquí está el origen de vuestra fuerza creativa. Vuestro núcleo es la fuente interna de lo divino. A través de la EPS, parece una estrella, una estrella-núcleo. Esta luz es una firma de la esencia eterna de cada persona. Existe fuera del tiempo, el espacio, la encarnación física e incluso el concepto del alma. Parece ser la fuente de la propia vida. Es el Dios único e individual dentro de cada uno de nosotros. Es la fuente de la que mana toda la encarnación, y no obstante permanece en paz y serenidad absolutas. Allí donde emerge la luz del núcleo, aporta curación. Allí donde está bloqueada, se declara la enfermedad. * * *

De modo que emprendí una nueva aventura en busca del núcleo, lo encontré y aprendí a experimentar y trabajar con él. Mi trabajo con la estrella del núcleo ha sido extraordinariamente gratificante. En todas las curaciones que ofrezco ahora, trabajo con los tres niveles a la vez. Acompáñeme en mi viaje, en el que accederemos al mundo de su esencia, lo más sagrado de lo sagrado que hay dentro de usted. Estoy segura de que le encantará.

LA ESTRELLA DEL NÚCLEO: LA FUENTE INAGOTABLE DE SU ESENCIA

Usando la percepción extra sensorial se puede localizar la estrella del núcleo dentro del cuerpo. Está literalmente en el centro del cuerpo. Me doy cuenta de que la esencia del núcleo está en todas partes, pero la concentración en esta situación central en el cuerpo ayuda a establecer contacto con ella. La estrella del núcleo se encuentra de 2,5 a 4 cm por encima del ombligo, en el eje central del cuerpo. Parece una luz brillante de muchos colores. (Véase la figura 18-1 en el encarte a todo color.) Esta luz puede extenderse infinitamente. Conlleva una sensación muy familiar de ser libre.
Es el ser que usted ha sido a lo largo de toda su vida. Es el ser que usted fue antes de esta vida concreta. Es el ser que usted seguirá siendo después de esta vida. Es el usted que existe más allá del tiempo y el espacio. Esta esencia de ser es distinta para cada persona. Es su esencia única. Es lo divino individualizado que hay dentro de usted. Lo que puede llevar a confusión acerca de la esencia interna es que también existe en el principio unitario divino, o Dios. Es decir, es al mismo tiempo el Dios individualizado que tenemos dentro y el Dios universal. A veces, esta paradoja nos resulta difícil de entender. ¿Cómo puedo ser yo y Dios al mismo tiempo? Dios es un concepto muy vasto. Dios escapa a la comprensión humana. ¿Cómo puedo llamarme Dios cuando sé que Dios es mucho más que yo? La única manera de responder esta pregunta pasa por la experiencia de la estrella del núcleo. Llevando la conciencia a la estrella del núcleo, sintiéndola y descubriendo luego que esta esencia es lo mismo que el ser, podremos resolver esta paradoja humana. En cuanto pueda experimentar su esencia interna, será capaz de encontrarla en todas partes. La encontrará en todos los lugares de su cuerpo. La hallará por todo su campo aural. La descubrirá en todos los rincones de su nivel del hara. La encontrará en todos los aspectos de su vida. La hallará extendida hacia los límites más lejanos del universo. La encontrará en todas partes donde la busque. Su esencia interna se expresa en todas partes hasta cierto punto. Los lugares en su intención, sus campos de energía vital, en su cuerpo físico y en su vida donde se expresa más plenamente son los ámbitos en los que usted está sano y es feliz. Los lugares donde se expresa menos son los ámbitos en los que usted es menos feliz, está incómodo o tiene problemas. Es así de sencillo. Así pues, hemos vuelto al principio de este libro, donde se describe la enfermedad como una señal de que nos hemos desconectado de algún modo específico de nuestra esencia interna. Nos hemos desconectado de nuestra divinidad interna. Hemos olvidado quiénes somos. Por medio de la EPS, lo podemos «ver» como una desconexión del núcleo.

DESCONEXIÓN DEL NÚCLEO

En el nivel de la estrella del núcleo, la disfunción casi siempre tiene que ver con el hecho de que la persona se desconecta de su núcleo de alguna manera. No es que ocurra algo malo en el propio núcleo, sino que hay alguna anomalía en la conexión entre el núcleo y los demás niveles de la existencia. De algún modo, la esencia interna no se transmite completamente al mundo físico. Esto podría ser provocado por una disfunción en el nivel aural o en el nivel del hara que no deja pasar la esencia interna. O podría ser que la estrella del núcleo estuviera envuelta de nubes oscuras de energía o incluso encerrada en una sustancia muy espesa y resistente. Las vibraciones y la luz de la estrella del núcleo no pueden emerger. Las personas muy desconectadas de su núcleo no tienen conexión con su creatividad. No se experimentan como poseedoras de una divinidad interna. No pueden experimentarse como un centro de luz único en el universo. Esas personas han olvidado quiénes son y tienen muchas dificultades para conectarse con el ser superior o hasta para saber que tienen un poder más elevado en su interior.

ABRIENDO UN PASILLO A SU NÚCLEO

Ahora dedique unos minutos a transportar su conciencia a la situación fisica asociada con la estrella del núcleo, en el centro de su cuerpo, de 2,5 a 4 cm por encima del ombligo. En poco tiempo se sentirá tranquilo, relajado, lleno de luz y de energía, y su sensación de ser aumentará. Abrir la EPS al nivel de la estrella del núcleo es una experiencia maravillosa. Primero verá su estrella del núcleo, en todo su único esplendor. Luego, si observa una sala llena de gente, verá un espacio lleno de estrellas, todas ellas distintas, todas brillantes y exquisitas. Es como si las estrellas se cantaran unas a otras a través del espacio lleno de luz del núcleo que se conoce como el Altísimo.
Si dedica unos minutos al día (con sólo cinco bastará) a concentrar su atención en este núcleo central de su ser, su vida cambiará. Emprenderá un camino consciente de cambio en su vida que le llevará a sitios a los que siempre quiso poder ir pero nunca había tenido ocasión de acceder. Puede que experimente las grandes alturas espirituales del asombro. También resolverá conflictos que ha evitado afrontar, a veces para el resto de su vida. Acudirán al primer plano de su vida para que los experimente y los solvente. Empezará a crear las cosas que siempre quiso hacer, pero que no había creado en su vida.

El hecho de abrir el pasillo interno a nuestro núcleo permitirá la aparición del amor, la verdad y el valor que llevamos dentro. Éste es el proceso fundamental en la curación. Al abrir ese pasillo interno, la energía curativa asciende automáticamente por las cuatro dimensiones de nuestra energía creativa y emerge para que podamos suministrarla en la curación al propio ser o a otra persona. La energía curativa fluye automáticamente de cualquiera que abra su pasillo interno entre la personalidad externa y la estrella del núcleo. Resulta fácil notar esa energía curativa cuando se está en presencia de una de esas personas. Usted se sentirá tranquilo, relajado, seguro y lleno. Usted ya ha establecido automáticamente la conexión entre su personalidad y su núcleo a través de su Yo Superior.

La mayoría de la gente más bien se avergüenza de la naturaleza real de estar en su Yo Superior. Es un poco como quedar al descubierto. Es como estar indefenso. Así pues, dedique algún tiempo a llegar a conocer su Yo Superior.

¿Qué partes de usted ya están limpias, son puras y afectuosas? Cuando sea más consciente de cuáles son esas partes, podrá permitir que se expresen más. Se irá acostumbrando a expresar su amor y atención por los demás sin sentirse avergonzado. Nuestra estrella del núcleo es nuestra fuente divina. Al abrir el pasillo interno a nuestra fuente divina nos conectamos automáticamente a la fuente divina externa de amor y energía que nos rodea, y que yo llamo «divinidad universal». Es mediante la aceptación de lo divino que llevamos dentro, que es el Dios individualizado y localizado en nuestro interior, que llegamos a conocer el Dios universal.

Dicho de otra manera, la apertura del pasillo interno a Dios da lugar a una avenida externa que conduce a Dios. O, a la inversa, cuando nos rendimos a Dios, o a lo divino que está encima, debajo y alrededor de nosotros, tenemos acceso a lo divino que hay en nuestro interior, o el Dios interno. Lo uno no es posible sin lo otro.

Todo cuanto hacemos se origina en la estrella del núcleo, al igual que cualquier intención positiva. El placer es su fuerza motivadora, y no crea más que gozo y satisfacción. Aquí está el camino creativo que emprende nuestra esencia interna cuando se extiende hacia el mundo de la manifestación. Cuando nuestra fuerza creativa asciende desde esa estrella del núcleo, aporta un gran placer. Cuando la esencia interna emerge en la dimensión del hara de camino hacia nuestro mundo físico, asciende hacia el centro de los tres puntos situados a lo largo de la línea del hara. Si los tres puntos están alineados, habremos alineado nuestra intención con lo mejor que hay en nosotros, y nos habremos sincronizado con la intención divina. En otras palabras, la voluntad de Dios y la nuestra serán una. Entonces, cuando dejemos que la esencia interna acceda a esa intención divina, expresaremos también nuestra esencia individual a través de nuestra intención o nuestro objetivo. Expresaremos el objetivo divino individual.

Cuando la esencia interna asciende al nivel aural, accede a los centros de los chakras y se extiende para impregnar todo el campo aural de la esencia de quienes somos. Entonces expresamos nuestra esencia divina con nuestra personalidad. Cuando la esencia interna asciende al nivel tísico, accede al núcleo de cada célula, al ADN. Se difunde por todo el cuerpo hasta que la luz divina luce con tal intensidad, que resplandece literalmente sobre nuestra piel, y estamos radiantes. Entonces expresamos nuestra esencia divina a través del cuerpo físico. Es algo digno de ver. Nuestra esencia llena el espacio, y todos los presentes pueden experimentarla y deleitarse en ella  ——————————————————————– (Extraido del libro Hágase la Luz de Bárbara Ann Brenan)

 

Blue Flower

 

LA FORMACIÓN DE LAS ESFERAS MENTALES

 

siete-esferas-mentales

Las esferas mentales nos son insertadas al nacer en el cuerpo mental para poder gestionar nuestra mente en cada encarnación y traen toda la planificación de las experiencias que hemos seleccionado vivir para sanar el karma de vidas pasadas.

Las esferas mentales surgen de esferas de Plasma Radial proveniente de tres (3) vitris (Neutronios) existentes en las palmas de las manos del Yo Superior y que conformarán cada una de las esferas mentales. Tienen un tamaño inicial de siete (7) micras cúbicas, lo cual determina el nivel de evolución del ser humano: HUMANOIDE.

El proceso evolutivo de la mente en el hombre, será precisamente el ensanchamiento de éstas esferas, las cuales en el hombre actual, tienen un diámetro de 5 cm.

Sigamos el proceso de ensanchamiento una vez que las esferas mentales han sido insertadas en entidades biológicas de Antropoides:
A lo largo de 25.000 años, que es el período de duración del Primer Plano Evolutivo en el ser humano de cualquier planeta habitado, estas esferas han sufrido un ensanchamiento alimentadas por descargas de elementos físico-químicos (como la adrenalina e insulina), como producto del metabolismo neuronal provocado por estados angustiosos por los que atraviesa el Ser en condiciones de vida precarias. No vive más de 25 años.

Dichas descargas, son liberadas a través de sus fástenes áuricos, atraídas por los Vitris que también existen en las palmas de sus manos y en las plantas de sus pies, y conducidas por canales neuronales aferentes hasta las esferas mentales. Una vez cumplido el periodo de “conformación” de estructuras mentales, pasamos al Segundo Plano Evolutivo, donde a nivel de CAVERNICOLA, las esferas transforman su contenido en líquidos eléctricos, proceso que tendrá una duración similar al período anterior de 25.000 años.

El Cavernícola posee Mente Reactiva, o sea, es el despertar del instinto, carece de lenguaje, y sus periodos de vida no exceden a los 35 o 40 años.

La entrada al Tercer Plano Evolutivo: HOMBRE, significa dar el gran paso hacia el desarrollo pensante. Esto se va logrando a través de la conversión de líquidos eléctricos que contenían sus esferas mentales, en partículas libres o aisladas, que se denominan Analfas Pensantes.
Las Analfas, son partículas conformadas por 12 unidades de Solen, en cuyo interior se almacenan cargas determinadas provenientes de grabaciones hechas por el ser humano a través de sus 5 sentidos.
Estas se distribuyen a lo largo de cisuras cerebrales, conformando así el archivo de la memoria.

UBICACION Y FUNCIONAMIENTO DE LAS ESFERAS MENTALES:
1. ESFERA PRE CONSCIENTE: Se encuentra cubriendo totalmente el cerebelo, teniendo una actuación dependiente de los tres (3) lóbulos cerebelosos. Está dividida en tres (3) secciones vértico-sagitales que determinan diferentes formas de funcionamiento:
1.1. Lóbulo Derecho (involuntario): Este lóbulo funciona como conexión de entrada a todos aquellos actos que llamamos parapsicológicos, motrices involuntarios, que se conectan a nivel consciente pero sin saber de dónde vienen, como son: la escritura automática, la tabla uija, el péndulo, la telepatía, la visualización, la telekinesia, etc. Todo esto sin la intervención de la voluntad del individuo. 1.2. Lóbulo Central Derecho (voluntario): Funciona también relacionado a todos los actos parapsicológicos, pero en este caso el individuo está poniendo su voluntad para realizarlos.

1.2. Lóbulo Central Derecho (voluntario): Funciona también relacionado a todos los actos parapsicológicos, pero en este caso el individuo está poniendo su voluntad para realizarlo

1.3. Lóbulo Izquierdo (involuntario): Funciona igual que en el derecho, pero para nuestro cuerpo de 4ta Dimensión.

1.4. Lóbulo Central Izquierdo (voluntario): Funciona igual que el anterior para el cuerpo de 4tº Dimensión.

Esta esfera es manejada únicamente por nuestro YO SUPERIOR, ahí se manifiestan y producen todos los fenómenos parapsicológicos. Allí se desarrollan inicialmente las facultades paranormales, utilizando YO SUPERIOR a PRE CONSCIENTE, como vehículo para enviar mensajes. Por medio del Pre-Consciente del YO y del ELLO, es controlada la evolución del Ser.

ESFERA SUB CONSCIENTE: Envolvente a núcleo rojo, quedando dentro del nervio óptico, hipófisis, Acueducto de Silvio, Puente de Varolio, cuarto ventrículo, tubérculos cuadrigéminos, Hendidura de Biclar, glándula pineal, cuerpo calloso, tabique transparente, corte del trígono y capa óptica.

. Parte Derecha: En esta esfera se archivan todas aquellas grabaciones que no pasaron a la consciencia y no pasaron a las memorias del consciente, como son: traumas, temores, fobias, etc.
Parte Izquierda: El mismo funcionamiento anterior pero en 4ta Dimensión.
En esta esfera es donde se conforman continuamente las Analfas Pensantes: es LA UNICA esfera mental que puede grabar imágenes, porque es la única que puede producir Analfas.

Es por lo tanto, esta esfera el reservorio de toda la información que podemos acumular a lo largo de nuestra vida. Igualmente, en esta esfera, pero constituyendo lo que podríamos llamar “sedimento”, encontramos los residuos de impulsos eléctricos rechazados por el patrón conductual (traumas, temores, fobias, etc.) lo cual dificulta la actividad pensante, ya que retarda la formación de nuevas Analfas y su grabación. En el centro de esta esfera tenemos también, a la altura del tercer ventrículo, a plexos coroideo, y más adelante veremos la gran importancia que esto representa en la ubicación de la consciencia del Ser.

3. ESFERA CONSCIENTE: En el lóbulo frontal derecho, parte anterior. En estado de vigilia, manejamos solo la cuarta parte de esta esfera, las otras tres cuartas partes actúan en meditación profunda, sueño crepuscular o estados de iluminación. Esta esfera se encuentra dividida en 4 estratos, separados por una película ínter estrato de naturaleza eléctrica y que recibe el nombre de DIAN:

Primer Nivel Superior ALFA: Baja frecuencia de funcionamiento mental en donde se obtiene más tiempo para análisis (Ejemplo: cámara lenta). Es el nivel de meditación.

Segundo Nivel BETA: Frecuencia media. Estado normal de vigilia en el ser humano. Este es el único nivel que manejamos conscientemente del total de los 20 niveles. Si 20 representa el 100% entonces 1 representará el 5% de la capacidad de los distintos niveles (Ejemplo: cámara normal).
Tercer Nivel ETA: Frecuencia de funcionamiento muy baja. Nivel normal de sueño, ya sea crepuscular, medio, profundo o muy profundo. En meditación se trabaja para estados muy profundos (Ejemplo: cámara super lenta).

Cuarto Nivel DELTA: Frecuencia sumamente alta de vibración, no manejable a niveles normales, en donde se detiene el tiempo, produciendo con esto la llamada iluminación o conocimiento pleno de todas las causas. Solamente los Avatares llegan a manejar y sostener este nivel, entre Ellos los Maestros: Rama, Krishna, Buda, Jesús.

4. ESFERA CONSCIENTE CONTINUO: En el lóbulo frontal izquierdo, región anterior. Esta esfera es manejada por el ELLO o 4ta Dimensión. Su funcionamiento es igual al de la esfera N° 3 que maneja el YO (3ra Dimensión).

5. ESFERA SUPRA CONSCIENTE: En el lóbulo parietal izquierdo, región posterior.
Esta esfera es usada por el ELLO o 4ta Dimensión. Su funcionamiento es igual al de la esfera N° 6 que maneja el YO (3ra Dimensión).

6. ESFERA SUBLIMINAL: En el lóbulo parietal derecho, región posterior, igualmente se encuentra dividida en 4 estratos y es usada por el YO (3ra Dimensión).
Funcionamiento de baja frecuencia de vibración. Estado de hipnosis. En estados hipnóticos, se desconecta el nivel Beta Consciente y el sujeto puede recibir órdenes, ejecutarlas y no recordar nada de lo sucedido cuando no hay conexión o, recordar parcial o totalmente lo sucedido si el hipnotista lo ordena, logrando cierta conexión a nivel Beta Consciente.

Frecuencia de vibración media, de los estados de mediumnidad, en donde la persona no recuerda todo, parte o nada de lo sucedido, dependiendo de la conexión a Beta Consciente. El sujeto sirve de “Medio” de comunicación entre frecuencias extrasensoriales y frecuencias normales.

Frecuencia sumamente baja de vibración, que funciona al desconectarse el nivel Beta Consciente y se manifiesta como nivel de anestesia, en donde el sujeto pierde la consciencia y las sensaciones de dolor. Generalmente no hay conexión al Beta Consciente excepto en los casos de anestesia por acupuntura.

Primer Nivel DEMI: Funcionamiento de baja frecuencia de vibración. Estado de hipnosis. En estados hipnóticos, se desconecta el nivel Beta Consciente y el sujeto puede recibir órdenes, ejecutarlas y no recordar nada de los sucedido cuando no hay conexión o, recordar parcial o totalmente lo sucedido si el hipnotista lo ordena, logrando cierta conexión a nivel Beta Consciente.

6.2. Segundo Nivel TAG: Frecuencia de vibración media, de los estados de mediumnidad, en donde la persona no recuerda todo, parte o nada de lo sucedido, dependiendo de la conexión a Beta Consciente. El sujeto sirve de “Medio” de comunicación entre frecuencias extrasensoriales y frecuencias normales.

6.3.Tercer Nivel SAI: Frecuencia sumamente baja de vibración, que funciona al desconectarse el nivel Beta Consciente y se manifiesta como nivel de anestesia, en donde el sujeto pierde la consciencia y las sensaciones de dolor. Generalmente no hay conexión al Beta Consciente excepto en los casos de anestesia por acupuntura.

Cuarto Nivel DELTA: Frecuencia sumamente alta de vibración, funciona igual que en la esfera N° 3 (iluminación).

FUNCIONAMIENTO DE LA MENTE:
1. Impresión o Grabación de Partículas:
En el interior de la esfera mental se están constantemente generando unidades de Solen (dos patrones interactuando a través de sus campos). Al unirse 12 de ellas, dan origen a una partícula virgen denominada ALFA, que al recibir una carga en su interior de fluidos eléctricos, proveniente de cualquier estímulo de medio externo, y percibido a través de los cinco sentidos, la transforma en una Analfa Pensante.

Estas Analfas Pensantes se depositan una vez grabadas en la parte interna de las cisuras cerebrales donde en forma ordenada se archivan constituyendo la memoria.

El recordar, implica recurrir a ese archivo memorístico y proyectar en la consciencia en forma hilada, lo que queremos obtener, una respuesta, una canción, una imagen, etc. Sobre esto debemos rastrear únicamente aquellas grabaciones que se relacionen con esa determinada situación, pues de no ser así y acarrear otras que no están relacionadas, únicamente se producirá una confusión, que nos impedirá analizar con claridad y precisión.

Cuando no se tiene este manejo adecuado vemos que es muy difícil tomar una decisión, que no alcanzamos a razonar adecuadamente, y por lo general, se nos dificulta la obtención de una respuesta clara a nuestras dudas y temores.

Así mismo, estamos muy acostumbrados a tener un razonamiento binario en cuanto a situaciones, en donde solamente damos oportunidad a dos (2) posibilidades de entendimiento.

Ejemplo: esto es cierto o no es cierto, es bueno o malo, etc., casi nunca damos cabida a otras muchas posibilidades que nos harían comprender y seleccionar con exactitud.

2. Inteligencia:

Esta es la capacidad en tiempo y en cualidad de elegir la mejor de las posibilidades, haciendo no una selección binaria, sino una analógica, a través de muchas posibilidades.

El razonamiento binario, como selección de la relación adecuada entre dos elementos se inicia en la adolescencia; la inteligencia, debe ser el trabajo pensante/consciente que realiza un adulto

 

Blue Flower

 

  NUESTRO CAMPO AURAL 

LOS 7 NIVELES DEL CAMPO ENERGÉTICO HUMANO

.

foto-aura.jpg
.

Los eventos energéticos que ocurren en el campo aural son prioritarios y preceden siempre a un evento en el cuerpo físico. Esto significa que cualquier enfermedad se manifestará en el campo aural antes de que lo haga en el cuerpo físico, y puede, por tanto, curarse dentro del campo aural antes de que sea precipitado al cuerpo físico.

El campo aural es un salto cuántico más profundo hacia nuestra personalidad de lo que es nuestro cuerpo físico. Es en este nivel de nuestro ser donde tienen lugar nuestros procesos psicológicos. El aura es el vehículo de todas las reacciones psicosomáticas. Desde el punto de vista de un sanador, toda enfermedad es psicosomática. Se necesita un funcionamiento equilibrado del campo aural para conservar la salud. Sin embargo, el campo aural no es el origen del evento. Es el vehículo mediante el cual la conciencia creativa del núcleo alcanza el nivel físico.

LOS SIETE NIVELES DEL CAMPO ENERGÉTICO HUMANO

El campo energético humano se compone de siete nivele.
Mucha gente comparte la idea equivocada de que este campo es como las capas de una cebolla. No es así. Cada nivel penetra en el cuerpo y se extiende al exterior desde la piel. Cada nivel sucesivo posee una «frecuencia más alta» o una «octava más». Cada uno se extiende desde la piel varios centímetros más lejos que el nivel de frecuencia inmediatamente inferior. Los niveles impares son campos estructurados de rayos fijos de una luz brillante. Los niveles primero, tercero, quinto y séptimo de este campo están estructurados en una forma específica. Los niveles pares -segundo, cuarto y sexto- están llenos de una sustancia/energía sin forma. El segundo nivel es como una sustancia gaseosa; el cuarto es semejante a un líquido; y el sexto es como la luz difusa que rodea la llama de una vela.
Es el nivel no estructurado del campo energético lo que se ha relacionado con el plasma y el llamado bioplasma
. El bioplasma presente en los tres niveles no estructurados se compone de varios colores, una densidad aparente, e intensidad.

Este bioplasma circula por las lÍneas de los niveles estructurados. Tiene una correlación directa con nuestras emociones. La combinación de una red de luz fija con el bioplasma fluyendo a través de ella mantiene el cuerpo cohesionado en su forma, lo nutre con energía vital, y sirve como un sistema de comunicación e integración que permite al cuerpo funcionar como un solo organismo.
Todos estos niveles del campo energético humano actúan holográficamente para influirse unos a otros. Estos niveles, o cuerpos energéticos, como los llaman muchos, no pueden considerarse menos reales que nuestro cuerpo fÍsico.

Si todos sus cuerpos energéticos son fuertes y están cargados y sanos, disfrutará de una vida plena en todas las áreas de la experiencia humana. Si su campo energético es débil en cualquier nivel, hallará dificultades para tener experiencias que estén asociadas a ese nivel, y su experiencia de la vida será limitada. Cuantos más niveles o cuerpos haya desarrollado, más plena y amplia será su experiencia vital.

Tendemos a asumir que toda la experiencia vital es la misma que la que conocemos en la dimensión fisica.
Pero no es así. La vida existe en múltiples niveles vibratorios. Cada nivel es distinto según la composición de la energía-conciencia en ese nivel. Esto nos brinda una amplia variedad de experiencia vital de la que aprender. Los siete niveles del campo aural corresponden a siete niveles distintos de la experiencia vital. Cada nivel difiere en su alcance de frecuencia vibratoria, intensidad y composición de bioplasma. Cada uno, por tanto, responde a los estímulos de acuerdo con su composición

1º NIVEL O CAPA DEL AURA HUMANO

En este nivel, usted experimenta todas sus sensaciones fisicas, dolorosas y agradables. Existen correlatos directos entre el flujo de energía, la vibración del campo y la configuración en el
primer nivel de su campo y lo que siente en su cuerpo físico.
Allí donde haya un dolor corporal.

 El primer nivel del campo tiende a ser fino, delgado y de un color azul claro en las personas tranquilas y sensibles. Es grueso, espeso y de un azul grisáceo más oscuro en las personas fuertes y robustas. Cuanto más se conecte usted con su cuerpo, tenga cuidado de él y lo ejercite, más fortalecerá y desarrollará el primer nivel del campo. Los atletas y los bailarines tienden a contar con una primera capa muy desarrollada.
Ésta dispone de más líneas de energía, que son más gruesas, más elásticas, de un color azul intenso, y están más cargadas. Si su primer nivel es fuerte, tendrá un cuerpo fisico muy vigoroso y sano, y gozará de todas las sensaciones fisicas agradables que lo acompañan. Entre éstas se incluyen el placer de sentir su cuerpo, las sensaciones de vitalidad, de actividad física, contacto físico, sexo y sueño. Se incluyen los deleites del gusto, el olfato, el oído y la vista. Esto supone que usted será más propenso a seguir usando todas las funciones de su primer nivel y, en consecuencia, a mantenerlo cargado y sano. Mediante su uso, el primer nivel tiende a recargarse.

Por otra parte, si usted no se ocupa de su cuerpo, su primer nivel también se debilitará, y sus líneas se romperán, se enredarán o se descargarán. Se vuelven más delgadas y menos densas en las partes del cuerpo que están más desatendidas

Si su primer nivel es débil, experimentará su cuerpo fisico igualmente débil y no le será posible conectar con todos los placeres de las sensaciones asociadas al mismo. Entonces tenderá a mantenerlo débil debido a la falta de uso. Lo más probable es que se conecte con algunas líneas de energía, pero no todas. De hecho, algunas no se experimentarán con ningún tipo de placer. Usted las experimentará como algo que tendrá que soportar. Así, por ejemplo, puede que deteste cualquier tipo de actividad fisica. Tal vez le guste comer, pero no que le toquen. Quizá le guste oír música; pero no tener que comer para mantener su cuerpo.

2º NIVEL O CAPA DEL AURA HUMANO

El segundo nivel va asociado a sus sentimientos o emociones sobre sí mismo. Cada movimiento de energía que se produce aquí tiene correlación con un sentimiento que usted posee sobre sí mismo. Los colores vivos de energía nebulosa se relacionan con los sentimientos positivos hacia uno mismo.
Los tonos más oscuros y sucios se relacionan con los sentimientos negativos hacia uno mismo. En este nivel se pueden encontrar todos los colores. Esas nubes de energía fluyen por las líneas estructuradas del primer nivel del campo.

Si da libre curso a los sentimientos que tiene sobre sí mismo, sean negativos o positivos, el aura se mantendrá equilibrada. Y los sentimientos negativos y las energías negativas asociados a sus sentimientos se liberarán y se transformarán. Si se resiste a tener emociones sobre sí mismo, interrumpirá el flujo de energía en el segundo nivel que corresponde a esas emociones. Y su segundo nivel se estancará y provocará, con el tiempo, nubes oscuras, sucias y descargadas, de varios colores, relativas a los sentimientos que usted no experimenta hacia sí mismo.

Las nubes oscuras y estancadas provocan un estancamiento en otras partes del cuerpo. Obstruyen el sistema y alteran el funcionamiento correcto. Este estancamiento causará, tarde o temprano, un estancamiento en los niveles primero y tercero del campo, que están adyacentes a él.
La mayoría de nosotros no dejamos que fluyan todos los sentimientos hacia nosotros mismos. Como consecuencia de ello, la mayoría posee una energía estancada en el segundo nivel que interfiere en su salud en distintos grados. Si la segunda capa es fuerte y está cargada, usted disfrutará de su relación emocional consigo mismo.
Esto implica que posee muchos sentimientos hacia sí mismo, pero no son malos. Significa que usted se gusta y se quiere. Le encanta estar consigo mismo y se siente cómodo. Si sus niveles primero y segundo están cargados, se querrá y se sentirá a gusto consigo mismo cuando disfrute también de todos los placeres físicos que le aporte su cuerpo.

Si su segundo nivel es débil y está descargado, no tendrá muchos sentimientos hacia sí mismo o no será consciente de ellos. Si su segundo nivel está cargado, pero es oscuro y está estancado, usted no se gustará, y es posible que incluso se odie. Está oprimiendo los sentimientos negativos hacia sí mismo, y podría estar deprimido por el hecho de disgustarse.

3º NIVEL O CAPA DEL AURA HUMANO

El tercer nivel está relacionado con nuestro mundo mental o racional. Las líneas de la estructura de este nivel son muy delicadas, como el más fino de los velos. Las finísimas líneas de energía amarillo limón de este nivel vibran a una velocidad muy elevada. (Su intensidad, amplitud y energía fluyen por líneas de luz estables que se corresponden con nuestros procesos mentales y nuestros estados de ánimo.)
Cuando este nivel está equilibrado y sano, la mente racional y la mente intuitiva trabajan en armonía como una sola, y experimentamos la lucidez, el equilibrio y una sensación de comodidad. Cuando los tres primeros niveles de nuestro campo están sincronizados, nos sentimos auto-aceptados, seguros y cómodos, y tenemos una sensación de capacidad personal.

Si su tercer nivel es fuerte y está cargado, poseerá una mente sólida y lúcida que le será de gran ayuda. Llevará una vida mental activa y saludable, y sentirá interés por aprender. Si su tercer nivel es débil y está descargado, le faltará agilidad o lucidez mental. Probablemente no se interesará demasiado por las conquistas académicas u otros objetivos intelectuales.

Cuando nuestros pensamientos son negativos, las vibraciones del campo son más lentas, y las líneas se vuelven oscuras y distorsionadas. Estas «formas de pensamiento negativo» son la forma que corresponde a nuestros procesos habituales de pensamiento negativo.
Son difÍciles de cambiar, porque parecen lógicas a la persona que las experimenta.

Si sus niveles primero y segundo son débiles, y el tercero es fuerte y lleno de energía, tenderá a ser una persona que vive más en la mente que en los sentimientos o el cuerpo. Estará mucho más interesado en resolver problemas razonando cosas que considerando sus sentimientos respecto a cualquier decisión. Esto limitará automáticamente su experiencia vital.

Las formas de pensamiento negativo también son forzadas a la acción por las emociones estancadas de los niveles segundo y cuarto, adyacentes a ellas. Dicho de otro modo, cuando tratamos de no sentir emociones negativas sobre nosotros mismos (segundo nivel) y/o sobre otra persona (cuarto nivel), interrumpimos el flujo energético en los niveles segundo y cuarto. Entonces el flujo de energía en el tercer nivel es distorsionado por esta «presión».

Las formas de pensamiento negativo también son forzadas a la acción por las emociones estancadas de los niveles segundo y cuarto, adyacentes a ellas. Dicho de otro modo, cuando tratamos de no sentir emociones negativas sobre nosotros mismos (segundo nivel) y/o sobre otra persona (cuarto nivel), interrumpimos el flujo energético en los niveles segundo y cuarto. Entonces el flujo de energía en el tercer nivel es distorsionado por esta «presión».

Otra manera de entender esto consiste en recordar que el estado natural de la energía es el movimiento constante.
Cuando el movimiento de energía es interrumpido en los niveles segundo y cuarto para detener las emociones negativas, una parte de ese impulso se transfiere al tercer nivel. El impulso que accede al tercer nivel produce actividad mental.

La actividad es distorsionada porque no es libre de moverse naturalmente y es inducida por las energías que están debajo y encima de ella.

El hábito de mantener formas de pensamiento negativo encuentra un apoyo en nuestra cultura. En nuestra sociedad, es más aceptable tener pensamientos negativos sobre las personas y hablar mal de ellas a sus espaldas que expresarles emociones negativas a la cara. No disponemos de un modelo apropiado para hurgar en nuestro interior y hallar las emociones negativas que albergamos hacia nosotros mismos. Generalmente, tenemos sentimientos negativos hacia otro porque la interacción con esa persona evoca algún tipo de sentimiento negativo hacia uno mismo

CUARTA CAPA DEL AURA

El cuarto nivel del campo contiene todo el mundo de nuestras relaciones. Desde este nivel, interactuamos con otras personas, animales, plantas, objetos inanimados, la tierra, el sol, las estrellas y el universo como conjunto.

Es el nivel de la conexión «Yo-Tú». Aquí residen todos nuestros sentimientos hacia los demás. La energía del cuarto nivel parece más densa que la del segundo, aun tratándose de un nivel vibratorio más elevado. En contraste con la energía del segundo, que se asemeja a nubes de colores, la energía del cuarto se parece más a un líquido coloreado. También contiene todos los colores. Si el cuarto nivel es deficitario en energía, o posee lo que los sanadores llaman «energía de bajas vibraciones», esta energía se experimentará como un líquido oscuro, denso y pesado.
Actúa igual que las mucosidades que usted acumula en su cuerpo cuando contrae un resfriado. Esta mucosidad aural tiene un efecto negativo muy intenso sobre su cuerpo, provocando dolor, malestar, sensación de pesadez, agotamiento y, posteriormente, enfermedad.

La energía del cuarto nivel puede difundirse por una habitación hacia otra persona. Cuando dos personas interactúan, ya sea abiertamente o de forma encubierta, de cada una de ellas surgen grandes torrentes de bioplasma, semejante a un líquido coloreado, que tienden a tocar el campo del otro individuo. La naturaleza de la interacción corresponde a la naturaleza de la energía-conciencia de esos torrentes energéticos.
Así, por ejemplo, si hay mucho amor en la interacción, habrá mucha energía de color rosa que fluye en olas suaves. Si existe envidia, la energía será oscura, de un verde grisáceo, viscosa y pegajosa. Si hay pasión, el rosa contendrá mucho anaranjado, con un efecto estimulante.
Las olas serán más rápidas, con crestas más altas. Si existe odio, la energía será violenta, abrupta, incisiva, penetrante, invasora y de un rojo oscuro.

El cuarto nivel contiene todo el amor y la alegría, así como toda la lucha y el dolor, de la relación. Cuanto más interactuamos con alguien, más conexiones energéticas establecemos con esa persona. Si usted posee un cuarto nivel fuerte, sano y cargado, tenderá a tener muchas relaciones intensas y buenas con los demás. Sus amigos y familiares constituirán una parte grande e importante de su vida. Tal vez le guste mucho alternar con la gente, y puede que se dedique a una profesión de relaciones humanas.

El amor y su corazón son prioritarios en su vida. Si su cuarto nivel es débil y está descargado, sus relaciones con otros seres humanos pueden ser menos importantes para usted. Tal vez sea un solitario. Quizá no tenga demasiadas relaciones íntimas con otras personas. Si es así, puede que tenga dificultades con ellas y considere que las relaciones le causan más problemas de los que sería de desear.

Puede que se sienta abrumado por otros, porque mucha gente tendrá un cuarto nivel más fuerte que el suyo, por lo que su campo se ve literalmente dominado por la energía del cuarto nivel de esas personas.
Nacemos con unos cordones en el campo aural que nos conectan con nuestros padres y con nosotros mismos, a semejanza del cordón umbilical. Esos cordones se desarrollan, como el aura, a través de las fases del crecimiento infantil. Representan nuestras relaciones con cada progenitor. Cada uno es un modelo de cómo seguiremos creando relaciones con los hombres y mujeres de nuestra vida.
Cada nueva relación da lugar a nuevos cordones. Los tres primeros niveles del aura representan la experiencia física, emocional y mental de nuestro mundo en el cuerpo fisico. El cuarto nivel de relación representa el puente entre los mundos físico y espiritual. Los tres niveles más elevados representan nuestra experiencia fisica, emocional y mental del mundo espiritual. Son la plantilla para los tres niveles más bajos. Es decir, el séptimo nivel es la plantilla para el tercer nivel, el sexto lo es para el segundo, y el quinto nivel lo es para el primero. Cada nivel más elevado sirve de modelo para el correspondiente nivel más bajo.

QUINTA CAPA DEL AURA

El quinto nivel es el nivel de la voluntad divina. Al principio resulta un poco confuso cuando se aprende a percibirlo, porque en el quinto nivel todo parece estar invertido, como un cianotipo. Lo que usted experimenta normalmente como espacio vacío es una luz azul cobalto, y lo que experimenta normalmente como objetos sólidos se compone de líneas de energía vacías o claras. Es una plantilla para el primer nivel del campo.

Hay en el quinto nivel una rendija o estría vacía en la que encaja cada línea de luz azul del primer nivel. El quinto nivel mantiene el primero en su lugar. Es como si el espacio estuviera lleno de una vida sin forma e indistinta. Para lograr que la vida adopte una forma específica, primero hay que vaciar un espacio para que lo ocupe. El quinto nivel contiene no sólo la forma para su cuerpo, sino también la forma del resto de la vida. El quinto nivel contiene el modelo evolutivo y desplegado de la vida que se manifiesta en una forma. La voluntad divina es intención divina manifestada en modelo y forma. La experiencia personal de este nivel es la más difÍcil de explicar, por cuanto nuestro vocabulario carece de las palabras precisas para describirla. Esta voluntad divina existe dentro y todo alrededor de usted. Usted tiene la libre voluntad de alinearse o no con esa voluntad divina.

La voluntad divina es una plantilla o un modelo para el gran plan evolutivo de la humanidad y el universo. Esta plantilla está viva, vibra y se despliega constantemente. Posee una sensación intensa, casi inexorable, de voluntad e intención. Experimentarla equivale a experimentar el orden perfecto.
Es un mundo de precisión y un nivel de tonos precisos. Es el nivel de los símbolos. Si usted está alineado con la voluntad divina, su quinto nivel será fuerte y estará lleno de energía.

Su modelo encajará en el modelo universal de la voluntad divina.
Usted sentirá una intensa fuerza y conexión con todo cuanto le rodea, porque estará en su lugar, con su intención, y sincronizado con todos los lugares y todas las intenciones. Si abre su visión a este nivel, observará que usted está, de hecho, co-creando esa plantilla viva y vibradora que determina el orden del mundo.

Su lugar en el esquema universal de las cosas está determinado y creado por usted en un nivel más profundo de su interior: el nivel del hara. Esto se comentará con mayor lujo de detalles más adelante. Si su quinto nivel es fuerte, usted será una de esas personas que comprenden y mantienen el orden en su vida. «Un sitio para cada cosa, y cada cosa en su sitio.» Su casa está limpia, usted llega siempre puntual, y realiza muy bien su trabajo, por complejo que sea. Su voluntad funciona a las mil maravillas.
Está alineada con la voluntad divina, aunque no haya oído hablar nunca de ella. Usted conoce el orden como un principio universal. Puede que está conectado con el mayor objetivo o modelo de su vida. Si, por contra, no está alineado con la voluntad divina, el modelo del campo aural de su quinto nivel estará distorsionado. No encajará en el gran modelo universal, y no se sentirá conectado con lo que le rodea.

No conocerá su lugar en el esquema universal de las cosas ni su objetivo. De hecho, la idea de que exista tal cosa quizá no tiene sentido para usted. Se sentirá como si alguien se dispusiera a efectuar un viaje en su lugar para definir el sitio que le corresponde. Por supuesto que, desde esta perspectiva, usted no se sentirá a gusto ni cómodo en su lugar. Probablemente estará intimidado por la voluntad nítida y la precisión.

Probablemente negará la importancia de la nitidez, del orden o del lugar o se rebelará contra ellos. Si tiene dudas sobre su valía, puede que experimente el quinto nivel como algo impersonal y carente de amor, porque en este nivel su objetivo, no sus sentimientos, es más importante.

Si alberga sentimientos negativos hacia sí mismo cuando lleve su conciencia a este nivel, puede experimentarse a sí mismo como un diente más en la gran rueda de la vida. Todo lo anterior es la experiencia humana que resulta del quinto nivel del campo aural al desalinearse y distorsionarse. Si su quinto nivel no es fuerte, usted no será ordenado en su vida. No tiene interés en mantenerlo todo limpio y ordenado. De hecho, le sería muy dificil hacerlo. El orden puede parecer un terrible obstáculo a su libertad. De hecho, usted puede permitirse juzgar a los que mantienen el orden y decir que éste entorpece la creatividad. Es posible que usted no tenga demasiada relación con la voluntad divina o el mayor objetivo de su vida.
Tal vez tenga dificultades para entender sistemas complicados o modelos globales de cosas. Si sus niveles segundo y cuarto son débiles, y el primero, tercero y quinto son fuertes, podría perfectamente someter su libertad creativa con una forma dictatorial de orden. Ha llegado la hora de dedicar más tiempo a mejorar su vida emocional.

No obstante, si usted puede librarse de sus sentimientos negativos y vencer su resistencia a un mundo tan perfecto considerando la posibilidad de que es cocreador del mismo, habrá dado el primer paso para encontrar su objetivo y su lugar, y todo puede cambiar. Empezará a sentirse muy seguro, porque usted es parte de un gran plan divino.

Usted puede experimentarse a sí mismo como una chispa de luz dentro de esa enorme red de luz viva y vibradora. Usted, de hecho, genera la red a partir de su luz, como hace todo el mundo, podrá sentir y ver el plan. Se experimentará a sí mismo y el mundo como una luz nítida, casi como un espacio vacío sobre un fondo azul cobalto. La contemplación de este nivel y la meditación sobre el gran plan evolutivo contribuyen en buena medida a alinear su vida con su objetivo y a facilitar su desarrollo personal. Esto implica rendirse a quien es usted, no a lo que le parece correcto según las normas sociales. Así, usted ya no es un diente más en una rueda, sino un manantial de creatividad como no hay dos en el universo.

SEXTA CAPA DEL AURA

El sexto nivel del campo se asemeja a hermosos surtidores de luz que irradia en todas direcciones, extendiéndose a unos 80 centímetros del cuerpo. Contiene todos los colores del arco iris en tonos opalescentes.
No está estructurado y tiene una frecuencia muy alta. Cuando el sexto nivel está sano, es intenso y está cargado. Los rayos de energía surgen del cuerpo en forma de bonitos rayos rectos de luz. Cuanto más intenso sea y más cargado esté este nivel, mayor conciencia tendremos del mismo en la experiencia humana.

Éste es el nivel de los sentimientos dentro del mundo de nuestro espíritu; es el nivel de nuestro amor divino. El hecho de situarse en este nivel de conciencia aporta un efecto muy calmante al cuerpo para la curación. Contiene el éxtasis que reside en nuestra espiritualidad. Se experimenta como amor, gozo, júbilo y dicha espirituales. Alcanzamos este nivel de experiencia silenciando la ruidosa mente y escuchando.
Lo alcanzamos mediante la meditación, a través de una música religiosa o hermosa, el canto o el ensueño. Hay aquí grandes sensaciones de expansión que nos permiten comunicarnos en hermandad con todos los seres de los mundos espirituales de varios cielos, así como con toda la humanidad, todos los animales y las plantas de la Tierra.
Aquí, cada uno es como el halo que rodea la llama de una vela. Somos rayos de luz madreperla opalescente que emanan de una luz central.

Si su sexto nivel es débil y no contiene demasiada energía, usted no tendrá muchas experiencias espirituales o inspiradoras. Puede que no sepa de qué está hablando la gente cuando lo comenta. Cuando el sexto nivel está descargado y debilitado, nos resulta muy dificil experimentar cualquier cosa en este nivel. Podemos poseer la vaga sensación de que Dios está enfermo o de que Dios/cielo/espiritualidad simplemente no parece existir. En consecuencia, a quienes lo experimentan les parece estar en un mundo fantástico de su propia creación. Cuando este nivel está enfermo, es oscuro y tenue y está descargado, y sus rayos de luz pierden intensidad. Esto suele ser consecuencia de la falta de alimento espiritual.

La desnutrición espiritual puede tener muchas causas, como por ejemplo: haber crecido en un medio carente de alimento espiritual, por lo que éste no existe; haber sufrido un trauma religioso que ha resultado en el rechazo de esa religión y de la espiritualidad que generalmente la acompaña; haber sufrido un trauma de cualquier otra naturaleza que ha inducido a la persona a rechazar a Dios. En el primer caso, el sexto nivel está simplemente descargado, y la persona no sabe que necesita nutrición espiritual.
En los dos últimos casos, el sexto nivel no sólo está descargado, sino que se encuentra separado de los demás niveles del campo. Es posible apreciar un hueco entre los niveles, y los canales de comunicación normal entre los niveles están cerrados.

Si su sexto nivel es mucho más fuerte que todos los demás niveles, podría utilizar la experiencia espiritual para eludir la vida en lo fisico. Tal vez desarrolle una perspectiva infantil de la vida y espere que la vida se ocupe de usted como si sólo hubiera vivido en el mundo espiritual. Puede que aproveche estas experiencias para hacer de usted una persona especial y demostrar que es mejor que otros por el hecho de tenerlas. Esto es sólo una defensa contra el temor que siente a vivir en lo fisico.
Esta defensa no funcionará mucho tiempo, y pronto sufrirá un brusco despertar que le sumirá en la desilusión. La desilusión es buena cosa; implica disolver la ilusión. En este caso, le permitirá volver a vivir en lo fisico.
Usted aprenderá que el mundo fisico existe dentro del mundo espiritual, no fuera de él. La clave para experimentar el mundo espiritual es cargar el sexto nivel del campo. Esto puede hacerse mediante una meditación muy simple, como dedicar de cinco a diez minutos, dos veces al día, a concentrarse en un objeto como una rosa, la llama de una vela o una hermosa puesta de sol. Otra manera consiste en repetir un mantra, un sonido o una serie de sonidos sin un significado aparente.

SEPTIMA CAPA DEL AURA

Cuando el séptimo nivel del campo energético humano está sano, se compone de bonitas líneas doradas y muy intensas de energía que centellean a una frecuencia muy alta. Estas líneas se entretejen para formar todos los componentes fisicos de su cuerpo fisico, y se extienden desde el cuerpo hasta unos 90 a 105 centímetros.

A esa distancia, el séptimo nivel forma un huevo dorado que rodea y protege todo lo que hay dentro. El borde exterior de este huevo es más grueso y consistente, como la cáscara de un huevo. Regula un flujo de energía adecuado que se proyecta desde todo el aura hacia el espacio que se extiende más allá. Previene las pérdidas de energía al exterior del campo, así como la penetración de energías insanas procedentes de fuera. El séptimo nivel sirve para mantener todo el campo cohesionado.
Los hilos dorados de luz del séptimo nivel existen también dentro y alrededor de todo. Esos hilos permiten tejerlo todo, ya sean las células de un órgano, un cuerpo, un grupo de personas o el mundo entero.

El séptimo nivel es el nivel de la mente divina. Cuando está sano y llevamos nuestra conciencia a este nivel, experimentamos la mente divina que hay en nuestro interior y accedemos al mundo del campo universal de la mente divina. Aquí comprendemos y sabemos que formamos parte del gran modelo de la vida. La experimentación de esta verdad del universo nos hace sentir muy seguros. Aquí conocemos la perfección dentro de nuestras imperfecciones.

En la actualidad, podemos a veces acceder a la mente universal para obtener más información de la que podríamos conseguir a través de lo que comúnmente se conoce como sentidos normales. Si el séptimo cuerpo es fuerte y está cargado y sano, sus dos capacidades principales serán la de tener ideas creativas y la de entender con claridad conceptos amplios y globales sobre la existencia, el mundo y su naturaleza. Usted creará nuevas ideas, y conocerá el lugar que les corresponde en el gran modelo universal de las ideas. Sabrá cómo encaja usted en ese modelo. Poseerá un concepto claro e intenso de Dios. Podrá llegar a ser un teólogo, un científico o un inventor.

Su capacidad para tener una comprensión nítida e integrada puede llevarle a convertirse en un maestro de temas amplios y complejos. Si la séptima capa no está lo bastante desarrollada, usted no dará con demasiadas ideas nuevas y creativas. Tampoco tendrá una buena percepción del gran modelo de la vida. No sabrá cómo encajar en él, puesto que ni siquiera tendrá conocimiento de que existe ese modelo.
Tal vez experimente que nada está conectado, y que el universo es aleatorio y caótico por naturaleza. Si el séptimo nivel de nuestro campo no está sano, las líneas doradas serán tenues y débiles. No conservarán su forma, y serán más finas en algunas partes que en otras. Incluso pueden resquebrajarse en algunos puntos, permitiendo fugas de energía al exterior del sistema.

Si el séptimo nivel está enfermo, no experimentamos la mente divina ni la conexión de la verdad contenida en el campo de la mente universal.

No entenderemos el concepto de la perfección dentro de nuestras imperfecciones, y éstas serán muy dificiles de tolerar. De hecho, podemos llegar a negarlas, exigiendo o esforzándonos por alcanzar una perfección a la que es imposible acceder desde la condición humana. No tendremos acceso al campo de la mente divina universal.

Nos parecerá que nuestra mente trabaja aislada y tiene poco que ver con la creación. Si su séptimo nivel es más fuerte que todos los demás, puede correr el riesgo de hacer que todas sus ideas creativas sean prácticas. La mejor manera de reforzar el séptimo nivel del campo consiste en buscar constantemente la verdad suprema en su vida y vivir de acuerdo con ella. La mejor meditación que conozco para reforzar el séptimo nivel del campo utiliza un mantra que va repitiendo: «Estoy tranquilo y sé que soy Dios». La repetición de este mantra aporta energía al séptimo nivel y, en un momento dado, lleva al meditador a la experiencia de saber que es mente divina y Dios.

Lograr que sus ideas creativas se manifiesten en el plano fisico requiere el correcto funcionamiento de todos sus cuerpos. Esto incluye su salud. Si quiere gozar de una buena salud y una vida plena, es necesario limpiar, cargar y equilibrar todos sus cuerpos y, por tanto, todas las áreas de la experiencia humana. En definitiva, cualquier proceso curativo debe incluir una atención concentrada y la nutrición de los siete niveles de su campo.   Bárbara Ann Brenan.

 

Blue Flower

 

LOS MERIDIANOS DE ENERGÍA


Jing-Luo

 

Hay dos clases de energía; Yin y Yang. La Yin es energía física, representa la noche, lo femenino, lo negativo. La Yang es energía Psíquica, representa el día, lo masculino, lo positivo. Son dos formas idénticas y opuestas de energía, antagónicas y complementarias, cuyo equilibrio representa lo que los chinos llaman el TAO.

Los canales por donde circula la energía vital o Chi se denominan meridianos. Cada uno de ellos se conecta con uno del que recibe energía y con otro, a quien se la trasmite, y además existen otros pequeños meridianos, llamados vasos, que forman “la pequeña circulación” que circula energéticamente por todo el organismo. Este sistema energético consta de una extensa y compleja red de estos canales de la misma forma que tenemos un sistema sanguíneo, un sistema linfático y un sistema nervioso. Si pudiéramos ver los meridianos en su totalidad, observaríamos a nuestro cuerpo como un espacio conectado por un complejo entramado de canales energéticos.

En su recorrido los meridianos tienen tramos más superficiales, más cercanos a la piel, confluyendo en puntos que terapias como la Acupuntura y la Digito puntura usan para estimular el buen flujo de Chi. Así, por ejemplo, la presión en un dedo de la mano puede ayudar a regularizar el funcionamiento de los pulmones.
Por otro lado este recorrido de la energía a través de los meridianos puede verse interrumpida por diferentes causas: dietéticas, emocionales, traumáticas, ambientales, químicas, etc.… que originan disfunciones y, si no se tratan debidamente, desembocarán en enfermedades.

Los meridianos principales son 12 en total y están distribuidos simétricamente a lo largo del cuerpo, seis canales Yin y seis Yang. Estos 12 canales se denominan también regulares y habrá dos extraordinarios llamados: el Vaso de la Concepción, quien controla los canales regulares de polaridad Yin; y el Vaso Gobernador, que controla los de polaridad Yang.

Los 12 meridianos regulares toman el nombre del órgano o la víscera al cual regulan, de ahí que tengamos el meridiano de:

El Pulmón-Intestino Grueso
El Bazo-Estómago
El Corazón-Intestino Delgado
El Riñón-La vejiga
El Pericardio-Triple Calentador
El Hígado-Vesícula Biliar

Interiormente estos canales se comunican con los órganos y vísceras, y externamente con la superficie del cuerpo, donde se hayan repartidos todos los vasos denominados en china como “xue” (sangre o vasos sanguineos)

Tenemos 365 puntos dentro de los 14 meridianos, llamados Jing Xue, (esencia, sangre); también existen puntos fuera de los meridianos o puntos curiosos, llamados Qi Xue (energía, sangre); y, finalmente, los puntos dolorosos o Ashi Xue, (significa este es el punto más doloroso). Hay que tener en cuenta que cada canal del cuerpo posee un trazado propio y exclusivo.

Meridiano del Pulmón:(Metal)
Es Yin y bilateral con mucha sangre. Es muy importante, pues es el que alimenta de oxigeno a la sangre. Hora máxima de 3 a 5 de la mañana.
Función: No solo comanda el pulmón, sino todo el aparato respiratorio (laringe, fosas nasales,…)

Meridiano del Intestino Grueso:(Metal)
Es Yang y bilateral, contiene mucha sangre y energía. Hora máxima de 5 a 7 de la mañana.
Función: ordena el intestino grueso y sus funciones de absorción de líquidos y eliminación de residuos pesados.

Meridiano del Estómago:(Tierra)
Es Yang y bilateral con mucha energía y sangre. Es uno de los más importantes, pues en él se elabora la energía mediante los alimentos. Hora máxima de 7 a 9 de la mañana.
Función: manda en el estómago y duodeno, así como en las funciones digestivas.

Meridiano del Bazo-Páncreas: (Tierra)
Es Yin y bilateral. Tiene más energía que sangre. Hora máxima de 9 a 11 de la mañana.
Función: Manda en el bazo y páncreas, con función reguladora sobre las reservas del glucógeno y el sistema inmunitario.

Meridiano del Corazón: (Fuego)
Es Yin y bilateral, con más energía que sangre. Hora máxima de 11 a 13 de la mañana.
Función: Ordena el órgano cardiaco en su doble función fisico-psiquica.

Meridiano del Intestino Delgado:(Fuego)
Es Yang y bilateral, con más sangre que energía. Hora máxima de 13 a 15 h.
Función: manda en el Intestino Delgado, menos en el duodeno, cuya función corresponde al estómago. Separa los sólidos de los líquidos y facilita la asimilación de los alimentos en la digestión.

Meridiano del Riñón:(Agua)
Es Yin y bilateral, con más energía que sangre. Hora máxima de 17 a 19h.
Función: Ordena el Riñón y actúa sobre la glándula suprarrenal, con acción sobre la sexualidad y la voluntad.

Meridiano del Maestro del Corazón: (Fuego)
Es Yin y bilateral, con más sangre que energía. Hora máxima de 19 a 21 h.
Función: No representa a un órgano determinado, sino a una variada serie de funciones relacionadas con el corazón. Representa la suma de la masa circulante con todo su contenido humoral, hormonal, inmonobiológico, incluidos los procesos de exudación y reducción.

Meridiano de Triple calentador o San Jiao (Fuego)
Es Yang y bilateral, No representa ningún órgano en particular, es más bien una función para controlar el agua y el fuego, en tres niveles (Superior, medio e Inferior)

1 – Mediante el JIAO SUPERIOR generaliza la función de controlar, el transporte de QI (energía) y XUE (sangre) a través del corazón y el pulmón.
2 – mediante el JIAO MEDIO generaliza la función de controlar la digestión y absorción de los alimentos y sustancias nutritivas a través del Bazo – Páncreas – Estómago –
3 – Mediante el JIAO INFERIOR generaliza las funciones Génito – urinarias, con funciones eliminatorias y sexual Posee más energía que sangre. Hora máxima de 21 a 23 h.
Meridiano de la Vesícula Biliar: (Madera)
Es Yang y bilateral, con más energía que sangre. Hora máxima de 23 a 1 h. de la madrugada.
Función: ordena la vesícula y la función biliar, extra e intrahepática.
Este meridiano gobierna el coraje, acometividad, la audacia. El exceso de energía conduce a la agresividad: la insuficiencia produce ausencia de audacia, coraje, falta de impulso vital.

Meridiano del Hígado: (Madera)
Es Yin y bilateral, con más sangre que energía. Hora máxima de 1 a 3 de la mañana.
Función: comanda las funciones del Hígado, especialmente las relacionadas con el metabolismo, la sexualidad, los músculos y la acuidad visual.

El vaso Gobernador
No tiene polaridad, pero predomina el Yang, debido a su posición dorsal, por donde pasan la mayor parte de los meridianos Yang. Es unilateral y no tiene horario de energía máxima.
Forma con el vaso de la Concepción el circuito de la pequeña circulación que conecta con la gran circulación con numerosos vasos secundarios.
Función: no representa a ningún órgano. Tiene funciones génito-urinarias, digestivas y respiratorias.

El Vaso de la Concepción:
Tampoco tiene polaridad, pero predomina el Yin por su posición ventral, lugar por donde pasan principalmente los meridianos Yin. Es unilateral y no tiene máxima horaria.
Función: como el anterior, no representa ningún órgano. Tiene tres funciones genitourinarias, digestivas y respiratorias.

Tanto en los meridianos como en los ckakras, existen muchos bloqueos de todo tipo que interrumpen el libre fluido de energía a través de ellos creando disfunciones y enfermedades en el sistema de órganos, a nivel del cuerpo etérico , matriz etérica y cuerpo astral.

 

Blue Flower

 

 

ESTRELLA 3

LOS CHAKRAS – LA LINEA DEL HARA Y LA ESTRELLA DEL NUCLEO
Chakra es una voz sánscrita que significa «rueda” los chakras se parecen mucho a vórtices o conductos de energía. Existen en cada uno de los siete niveles del campo, y los chakras del 2 al 6 aparecen en la parte anterior y posterior del cuerpo.

Los chakras funcionan como órganos de toma de energía del campo de energía vital universal, que también podemos llamar el campo de salud universal que nos rodea. La energía absorbida y metabolizada por medio de cada Chakra es enviada a las partes del cuerpo situadas en el área del mayor entrelazamiento nervioso más cercana a cada uno de ellos. Esta energía es muy importante para el correcto funcionamiento del campo aural y del cuerpo físico.

En la tradición oriental, esa energía recibe el nombre de prana, o chi. Si un Chakra deja de funcionar correctamente, la toma de energía se resiente.
Esto implica que los órganos corporales abastecidos por ese Chakra no recibirán el suministro necesario. Si la disfunción del Chakra persiste, el funcionamiento normal de los órganos y otras partes corporales situados en esa zona concreta se verá afectado. Esa parte del cuerpo se debilitará, lo mismo que sus defensas inmunitarias, y al cabo de un tiempo se desarrollará una enfermedad en ella.
.
Hay 12 chakras principales. Cada conducto dispone de una abertura más ancha en el exterior del cuerpo, de unos 15 cm de diámetro, a 2,5 cm del cuerpo. La extremidad estrecha se halla dentro del cuerpo, cerca de la columna vertebral. La corriente de fuerza vertical discurre por el eje central del cuerpo.
.
Es el gran canal de energía en el que todos los chakras vierten la energía que toman de la vida universal o campo de salud que nos rodea. La energía procedente de todos los chakras sube y baja por la corriente de fuerza vertical.
Cada color se entreteje con los demás, formando una especie de cuerda hecha de una hermosa luz vibradora de todos los colores. La corriente de fuerza vertical tiene 2,5 cm de anchura en la mayoría de las personas
Los siete chakras principales se localizan cerca de los principales entrelazamientos nerviosos del cuerpo.
.
EL PRIMER CHAKRA está situado entre las piernas. Su extremidad más estrecha se inserta exactamente en la articulación sacroilíaca. Está vinculado a las sensaciones cinestésica (sensación de la posición corporal), proprioceptiva (sensación del movimiento corporal) y táctil (tacto). Tiene relación con nuestra voluntad de vivir y suministra vitalidad física al cuerpo. Aporta energía a la columna vertebral, a las glándulas suprarrenales y a los riñones.
.
EL SEGUNDO CHAKRA se encuentra justo encima del hueso púbico, en la parte frontal y trasera del cuerpo. Su extremidad se aloja directamente en el centro del sacro, a través del cual sentimos emociones. Está relacionado con nuestra sensualidad y sexualidad. Aporta mucha energía a nuestros órganos sexuales y al sistema inmunitario.
.
EL 3º CHAKRA se halla en la zona del plexo solar, en la parte frontal y trasera del cuerpo. Su extremidad más estrecha se inserta directamente en el eje del diafragma, entre la decimosegunda vértebra torácica (D-12) y la primera vértebra lumbar (L-1). Suministra energía a los órganos que ocupan esta zona del cuerpo: el estómago, el hígado, la vesícula biliar, el páncreas, el bazo y el sistema nervioso. Está asociado a nuestra intuición. Se relaciona con quien somos en el universo, cómo nos conectamos con los demás, y cómo nos ocupamos de nosotros mismos.
.
EL 4º CHAKRA, en la zona del corazón, se relaciona con el amor y la voluntad. A través de él sentimos amor. El aspecto frontal está vinculado al amor, y el aspecto trasero lo está a la voluntad. Para mantener el correcto funcionamiento de este chakra, debemos vivir en un equilibrio entre amor y voluntad. Su extremidad más estrecha se inserta en la quinta vértebra torácica (D-5). Aporta energía al corazón, al sistema circulatorio, al timo, al nervio vago y a la región superior de la espalda

EL 5º CHAKRA se localiza en la parte anterior y posterior de la garganta. Está asociado a los sentidos del oído, el gusto y el olfato. Su extremidad más estrecha se asienta en la tercera vértebra cervical (C-3). Suministra energía a la glándula tiroides, a los bronquios, a los pulmones y al tracto digestivo. Se relaciona con dar, recibir y expresar nuestra verdad.
.
EL SEXTO CHAKRA se halla situado en la frente y en la parte posterior de la cabeza. Su extremidad más estrecha se inserta en el centro de la cabeza. Aporta energía a la pituitaria, a la parte inferior del cerebro, al ojo izquierdo, a los oídos, a la nariz y al sistema nervioso. Está asociado al sentido de la vista. La parte anterior del chakra se relaciona con la comprensión conceptual. La trasera está relacionada con la realización de nuestras ideas en un proceso gradual para llevarlas a efecto.
.
EL 7º CHAKRA se encuentra en la parte superior de la cabeza. Su extremidad más estrecha se aloja en el centro de la parte superior de la cabeza. Suministra energía a la parte superior del cerebro y al ojo derecho. Está asociado a la experiencia del conocimiento directo. Se relaciona con la integración de la personalidad con la espiritualidad.
.
8º CHAKRA
Aqui se asienta el centro intelectual superior y es el chackra por donde conectamos con nuestro YO SUPERIOR
El octavo chakra es conocido también por el nombre de Estrella del Alma y está situado a unos quince centímetros de la cabeza justo. Antiguamente, cuando la gente aún no había perdido parte de su clarividencia, veían en los sabios y santos una aureola dorada justo encima de la cabeza. Esta aureola dorada, símbolo de la transfiguración espiritual, es lo que llamamos el octavo chakra. También hay quien lo describe como una paloma que desciende sobre la cabeza o como tres rayos de luz que iluminan al ser en cuestión.
Obviamente, el tamaño, el brillo y la proximidad al cuerpo, de este chakra, variará en función de cómo estemos vinculados con nuestra Alma.

Fortalecer nuestra la relación con nuestro YO SUPERIOR nos puede ayudar a activar la Estrella del Alma. Centrar la conciencia en el amor, la paz absoluta y la aceptación del destino con alegría, permiten a que nuestra Alma se expanda y pueda cumplir con su propósito en esta vida.
.
9º CHAKRA
Se comunica a través de imágenes, arquetipos, patrones, números y símbolos…
Este chakra trabaja como una célula física… contiene los genes de nuestra alma, en él se hallan las semillas del propósito de nuestra alma
Encontramos en él información sobre el propósito y misión de vida…Es la energía de creación y cambio, contiene los planes maestros para conocer nuestra alma. Fomenta la percepción del alma…

Este chakra es quien ayuda a seleccionar el espermatozoide y el óvulo apropiados para esta encarnación y supervisa las funciones de programaciones físicas y emocionales.
.
10º CHAKRA
En el décimo chakra, se encuentra la sabiduría de la Diosa. Es la energía Yin en estado puro. Conectándonos a este chakra podemos recuperar la divinidad en nuestro interior, como si recargásemos una pila. Es el chakra de la energía femenina.
.
11º CHAKRA
En el undécimo chakra se encuentran los guías espirituales. Conectándonos con él y traspasando su energía hasta el corazón, y de él expandiéndola al resto de nuestro cuerpo, podemos canalizar con mayor fluidez.
.
12º CHAKRA
En el duodécimo chakra, reside la energía masculina en su máxima expresión, el la energía Yang sin las distorsiones a las que fue sometida en la historia de la humanidad. A cada uno de nuestros chakras superiores le corresponde una función.
Su energía puede ayudarnos de manera diferente: meditar, equilibrarnos, comprender, recibir capacidades o traspasar energía a nuestro ser y a Gaia.
.
13º CHAKRA
Este chackra es el que nos conecta directamente con la Fuente, con el sol central. A él podemos conectarnos para bajar energía cósmica y traspasársela a la Madre Tierra.

Desde el undécimo chakra, el Yo Superior forma el triángulo que equilibra las energías masculina y femenina en cada persona.
.
Pero si pretendemos emplear la energía de estos centros, a pleno rendimiento, han de activarse previamente los tres chakras transpersonales y La Estrella de la Tierra. Entonces aparece el verdadero ser consciente, manifestando un estado comparable a Ia perfección de Ia divinidad impersonal, un estado idóneo del Universo intimo del individuo.

En general, los aspectos frontales de los chakras tienen correlación con nuestro funcionamiento emocional, los posteriores, con la función de la voluntad, y los chakras de la cabeza, con la función de la razón. Es necesario un funcionamiento equilibrado de nuestra razón, voluntad y emoción para conservar la salud. Puesto que la cantidad de energía que fluye por un chakra determinado denota hasta qué punto se utiliza ese chakra, denota asimismo hasta qué punto se utilizan la razón, la voluntad o los aspectos emocionales asociados con el chakra en cuestión. Con el fin de crear un equilibrio de la razón, la voluntad y las emociones presentes en nuestra vida, debemos equilibrar, igualar y sincronizar nuestros chakras

CHAKRAS SECUNDARIOS
Existen unos 350 chackras secundarios para mantener la regulación y el buen funcionamiento de todo nuestro sistema físico y energético, EJ: los chakras de Ias palmas de las manos, de los hombros, las rodillas, los codos y la planta de los pies, el chackra timo, chackra hígado, etc. todos ellos pueden utilizarse conscientemente para focalizar la energía espiritual.

A medida que se va aumentando la tasa vibratoria por medio del trabajo de conscienia, se van activando a partir del chackra 13 nuevos chakras superiores hasta un total de 25 chakras del primero al último en línea vertical, cada chakra superior nuevo que se activa está relacionado con el aumento de la vibración que se va consiguiendo con la expansión, el desarrollo de la consciencia y la sanación, entonces vamos adquiriendo la capacidad de acceder a planos superiores de consciencia entrando en contacto con las energías y niveles de 5º dimensión –
.
EL NIVEL DEL HARA: EL NIVEL DE SU INTENCIÓN, SU OBJETIVO

El nivel del hara es un salto cuántico más hacia el interior de su naturaleza y una dimensión más profunda que el aura. El nivel del hara constituye los cimientos sobre los que reposa el aura. Yo lo llamo «nivel del hara» porque es el nivel donde se encuentra el hara. Los japoneses definen el hara como un centro de energía alojado en el vientre inferior. Mientras que el aura se relaciona con su personalidad, el nivel del hara tiene que ver con sus intenciones. Se corresponde con su misión en la vida o con su objetivo espiritual más profundo..
Es el nivel del principal objetivo de su encarnación y de su objetivo en cualquier momento. Es aquí donde usted establece y conserva su intención. El nivel del hara es mucho más simple que el campo aural, que posee una estructura muy compleja.
.
Consta de tres puntos situados a lo largo de una línea semejante a un rayo láser que se halla en el eje central del cuerpo. Tiene algo menos de un centímetro de anchura y se extiende desde un punto situado un metro por encima de la cabeza hasta las profundidades de la tierra. El primer punto, situado encima de la cabeza, parece un embudo invertido.
Su extremo más ancho, orientado hacia abajo, tiene algo menos de un centímetro de diámetro.
Representa nuestra primera individuación respecto a la divinidad, cuando nos individualizamos por primera vez de Dios para encarnarnos. Lleva también la función de la razón.
.
Conduce nuestra razón para encarnarnos. Es a través de este lugar que nos conectamos con nuestra realidad espiritual superior. este lugar se denomina «punto de individuación» o «punto ID». Si seguimos la línea láser hacia abajo, hasta la zona superior del pecho, encontraremos el segundo punto. Es una hermosa luz difusa. Se corresponde con nuestra emoción. Aquí albergamos nuestro anhelo espiritual, el anhelo sagrado que nos conduce a través de la vida. Nos aporta la pasión de que tenemos que realizar grandes cosas en la vida. Este anhelo es muy específico de nuestra misión en la vida.
Anhelamos cumplirla. Es lo que deseamos hacer más que cualquier otra cosa. Es a lo que hemos venido. Es el anhelo que cada uno de nosotros lleva dentro, lo que nos permite percibir por qué estamos aquí.
.
este punto se llama «la sede del anhelo del alma», o «sede del alma». El siguiente punto de la línea es el tantien jing, tal como se denomina en chino. Es el punto del que parten todos los artistas marciales cuando actúan. Es de este centro de donde los artistas marciales extraen la fuerza necesaria para romper el hormigón. Parece ser una bola de fuerza o un centro de existencia, de unos 6 cm de diámetro. Está situado unos 6 cm más abajo del ombligo. Tiene una membrana dura a su alrededor, lo que le da el aspecto de una bola de caucho. Puede tener un color dorado. Se trata de un centro de voluntad. Es su voluntad de vivir en el cuerpo fisico. Contiene la única nota que mantiene el cuerpo fisico en su manifestación física.
.
Es mediante su voluntad y esa única nota que usted ha extraído un cuerpo físico del cuerpo de su madre, la Tierra, hay que conseguir que arraigue la línea del hara a las profundidades del núcleo fundido de la Tierra. En cuanto usted haya establecido una intención clara en el nivel del hara, sus acciones en los niveles aural y físico le aportarán placer.
.
Así, por ejemplo, una enfermedad puede ser provocada por intenciones confusas, mixtas u opuestas, y por la desconexión respecto a la misión en la vida de esa persona. Muchas personas, sobre todo en las regiones del mundo más modernas e industrializadas, se arrastran sufriendo un intenso dolor espiritual porque ignoran que tienen un objetivo en la vida. No comprenden por qué sienten dolor. No saben que existe una cura para este tipo de dolor espiritual. La desconexión respecto al objetivo más profundo de la vida se muestra en el nivel del hara. Y puede remediarse desde este mismo nivel

EL NIVEL DE LA ESTRELLA DEL NÚCLEO: EL NIVEL DE LA ESENCIA DIVINA, LA FUENTE DE SU ENERGÍA CREATIVA.
El nivel de la estrella del núcleo es un salto cuántico más profundo en quien somos que el nivel del hara, y está relacionado con nuestra esencia divina, en el nivel de la estrella del núcleo todo el mundo parece una hermosa estrella.
.
Cada estrella es distinta. Cada estrella es la fuente interna de la vida interior. En este lugar escondido, somos el centro del universo. Aquí reside la individualidad divina que hay en cada uno de nosotros. Está situado a poco menos de 4 centímetros más arriba del ombligo, en la línea central del cuerpo.
Cuando alguien abre su visión al nivel de la estrella del núcleo y observa un grupo de personas, cada una parece una hermosa estrella que irradia infinitamente pero penetra en todas las demás estrellas.
.
Nuestro núcleo es la naturaleza más esencial de nuestro ser, y es totalmente única para cada individuo. Ha estado dentro de cada uno de nosotros desde antes de los albores del tiempo. En realidad, escapa a las limitaciones de tiempo, espacio y creencia. Es el aspecto individual de lo divino. Es la morada donde reside nuestra esencia o mónada divina, que por medio de nuestro trabajo interior conseguiremos bajarla y habitarnos con ella que es nuestra presencia YO SOY.
.
A partir de este lugar interno, vivimos y mantenemos nuestro ser. Lo identificamos fácilmente como lo que siempre hemos sabido que somos desde el momento de nacer. En este lugar, somos sabios, afectuosos, y estamos llenos de valor.
Esta esencia interna no ha cambiado con el tiempo. No se ha visto afectada por experiencias negativas. Sí, nuestras reacciones a las emociones negativas pueden haberla ocultado, o encogido, pero en realidad no la han alterado nunca.
.
Es nuestra naturaleza más básica. Es la divinidad más profunda que existe en cada uno de nosotros. Es lo que realmente somos. Es a partir de este lugar de donde surgen todas nuestras energías creativas. Es el surtidor eterno de donde proceden todas nuestras creaciones.
.
SU PROCESO CREATIVO Y SU SALUD
.
El objetivo principal es ayudarle a comprender el proceso creativo que se origina dentro de su núcleo y su significación, especialmente respecto a la salud y la curación. Este proceso creativo que se origina dentro de nuestro núcleo empieza siempre con dos ingredientes.
.
El primero es la intención positiva, o intención divina; el segundo es el placer positivo. Todo cuanto haya hecho en su vida empezó no sólo con buenas intenciones, sino también con placer.
Cada acto creativo que haya hecho empezó dentro de la conciencia de su núcleo y fue ascendiendo por los niveles más profundos de su ser hasta alcanzar su mundo físico. Todas las creaciones de su vida siguen la misma evolución.
.
Cada acto creativo sigue esta ruta en su viaje hacia lo físico: se manifiesta primero como conciencia en el núcleo, luego como intención en el nivel del hara, y posteriormente como nuestras energías vitales en el campo aural que más tarde surgirán al universo físico.

Cuando estas energías fluyen directamente desde el núcleo a través del nivel del hara de nuestra misión en la vida, a través del nivel aural de nuestra personalidad, y a través de nuestro cuerpo físico, creamos salud y alegría en nuestra vida.
.
Es con la luz que emerge de nuestro núcleo que creamos la experiencia vital en todos los niveles de nuestro ser. Cuando bloqueamos las energías creativas que emanan de la estrella del núcleo, al cabo de un tiempo inducimos dolor en nuestra vida. La labor que tenemos por delante consiste en desvelar nuestro núcleo de modo que la luz y nuestras creaciones puedan brotar en forma de alegría, placer y bienestar. De este modo, podremos crear un mundo de armonía, paz y comunión.

 

 

Blue Flower

 

los_tres_tesoros

LOS TRES TANTIENS ALMACENADORES DE ENERGÍA

El ser humano tiene tres centros principales de almacenaje energético, en éstos, diferentes cualidades de energías son acumuladas y almacenadas. Son centros totalmente diferentes a los vórtices primarios o chakras mayores, pero, evidentemente, como todo en el cuerpo, están interrelacionados con ellos. Estos tres acumuladores son conocidos generalmente como tantiens:

1.- El tantién, caldero u “horno” inferior, a medio camino entre el ombligo y la línea púbica, y unos 3 cm hacia el interior del cuerpo. Almacena la energía vital física en bruto. Asociado a la energía “JING” de la medicina tradicional china y de las enseñanzas taoistas.

2.- Tantién medio, en el centro del pecho, en la base del esternón, y 3 cm hacia adentro. Almacena la energía emocional (en bruto). Sede de la energía Qi”.

3.- Tantién superior, entre las cejas, a la altura de la parte superior de las fosas oculares y 3-4 cm hacia el interior de la cabeza, su función es almacenar energía mental y psíquica en bruto y es la sede de la energía “SHEN”, tiene que ver con la mente y el espíritu –
El conjunto de los diferentes tipos de energía (o diferentes gradientes de la misma) jing, qi y shen, es lo que la medicina china conoce como “los tres tesoros”.

De estos tres, el más importante y seguro para llenar activamente es el centro de almacenaje del Hara, el tantien inferior. Puesto que los tres centros están interconectados, cuando el tantien inferior es llenado, automáticamente irriga y trasvasa al tantien medio, y cuando este se llena, automáticamente se versa sobre el tantien superior. El proceso es mucho más complejo, aquí trato solo de hacer la analogía de una presa donde una compuerta cuando rebosa pasa el agua a la siguiente y cuando rebosa esta llega a la siguiente.

Para nuestra explicación, solo necesitamos entender que cuando se envía energía directamente al tantien inferior, los otros dos centros serán automáticamente irrigados a medida que la energía “rebosa” de uno a otro.

Desestabilizando los tantiens
si llenamos o intentamos llenar los TANTIENS superiores sin haber completado la “carga” del inferior. Esto puede provocar efectos adversos, llegando a desestabilizar el cuerpo etérico y hacer descender los niveles de energía en general. Todo el cuerpo energético y las estructuras que tenemos tienen sus funciones, y unas dependen de otras, sin que sea recomendable saltarse ningún “paso” en el flujo de distribución de vitalidad. Por otro lado, el hecho de llenar todos los centros de almacenaje es trabajo de toda la vida, no lo haces una vez y te olvidas, sino que es un proceso que debe mantenerse en el tiempo, procurando que siempre el tantien inferior esté a su máximo posible, algo que, inicialmente, puede llevarnos ciertamente algún tiempo de trabajo energético constante para que los niveles en los tres tantiens se eleven significativamente.
Llenando el tantien inferior

Hay que redirigir conscientemente la energía hacia tu tantien inferior y llenarlo, como quien llena la rueda de un coche con una manguera de aire. Con el tiempo, y de forma natural y no forzada, todo excedente energético es redirigido automáticamente allá donde sea necesario, terminando por ser usado para expandir, activar y despertar el resto del potencial que tenemos dormido, por la expansión y cristalización de los cuerpos sutiles superiores, y por un crecimiento personal a todos los niveles más allá de la simple subsistencia diaria, objetivo final de estos ejercicios.

Hoy en día hay muchas personas que poseen un mínimo grado de esta habilidad, que pasa por el trabajo con los centros superiores, chakras, técnicas de expansión y proyección de la consciencia y unos cuantos protocolos para la captación correcta de la información y la decodificación de la misma.

Mucha gente va a empezar a despertar en algún momento u otro, pues forma parte de la caja de herramientas que el ser humano trae consigo latente en el complejo multidimensional que somos.
Por aquí se empieza, por acumular energía, en la mayoría de los casos, de forma natural, y si se hace en consciencia mucho mejor, para despertar esta y otras funcionalidades latentes en todos nosotros.

 

Blue Flower

 

EL PRECIOSO SISTEMA ENDOCRINO ESPIRITUAL

6ae36c322be9092e193fc8303aed85c0--los

 

El sistema endocrino es como un preciso director de orquesta. No solo media en nuestra supervivencia y adaptación, sino que ese conjunto de células, glándulas y hormonas regulan nuestro comportamiento y metabolismo, el descanso y la activación, el crecimiento, el estrés, la sexualidad… Gran parte de nuestros procesos biológicos vienen controlados por esta fascinante estructura.
Si lo hemos definido al sistema endocrino como “preciso” en primer lugar se debe a una sencilla razón, cualquier pequeña alteración en alguno de los órganos que lo conforma supone sin duda experimentar más de una consecuencia. Lo sabe bien, por ejemplo, quien padezca alguna algún desajuste en la tiroides, esa glándula tan sensible a nuestro estilo de vida.

Los trastornos endocrinos son sin duda una de las condiciones más comunes. Además del hipertiroidismo o el hipotiroidismo, debemos saber que la diabetes es también otro tipo de alteración metabólica mediada por una baja producción de insulina por parte del páncreas, el cual, también cumple tareas endocrinas.
Conocer mejor cómo funciona este amplio conjunto de órganos, tejidos y sofisticados mecanismos hormonales nos ayudará no solo a saber más cosas sobre nuestro organismo. Entenderemos a su vez la importancia de mediar en su bienestar, de cuidar nuestros hábitos de vida, nuestros ritmos circadianos y nuestra alimentación.
El sistema endocrino hace referencia a un conjunto de glándulas de secreción interna, localizados en distintos puntos del organismo y que elaboran hormonas para mediar en nuestro bienestar, adaptación y crecimiento.

LA GLÁNDULA PINEAL : Portal Vibratorio Superior del Cuerpo
Anatomía y función de la Glándula Pineal
Situada en el centro del cerebro, cerca de la glándula pituitaria, la glándula pineal recibe su nombre por su característica forma de árbol. Es de color gris rojizo y está formada por células pineales y células neurogliales. En las personas, tiende a solidificarse a una edad bastante temprana, entre los 12 y los 20 años, cuando ya se puede observar cierta calcificación.

La glándula pineal tiene varias funciones vitales, incluyendo la secreción de melatonina, la hormona que causa el sueño y regula ciertas funciones endocrinas. La glándula también ayuda al cuerpo a convertir las señales del sistema nervioso en señales para el sistema endocrino.
Fisiológicamente, junto con la glándula del hipotálamo, la glándula pineal controla el deseo sexual, el hambre, la sed y el reloj biológico que determina proceso normal de envejecimiento del cuerpo.

La función principal es de la glándula pineal es segregar melatonina. La producción de melatonina es estimulada por la oscuridad e inhibida por la luz. Las células nerviosas son sensibles a la luz natural que entra por la retina del ojo y envía la señal al núcleo supraquiasmático, que pasa por la médula espinal y el sistema simpático hasta la glándula pineal, sincronizando nuestro sistema nervioso con el ciclo de día-noche.

La glándula pineal es la única que segrega la hormona melatonina. Los investigadores han determinado que la melatonina tiene dos funciones principales en los seres humanos: ayudar a controlar el ritmo circadiano y regular ciertas hormonas reproductivas.

El ritmo circadiano es un ciclo biológico de 24 horas que se caracteriza por patrones de sueño-vigilia. La luz del día y la oscuridad ayuda determinar nuestro ritmo circadiano. De forma que, la exposición a la luz detiene la liberación de melatonina, y a su vez, esto ayuda a controlar los ritmos circadianos.

La melatonina también ejerce una función en el desarrollo y funcionamiento de los ovarios y los testículos. Actúa como reloj biológico presentando una intensa actividad hasta llegados los 7 u 8 años, posteriormente la producción de melatonina empieza a decaer, y lentamente comienzan los primeros cambios hacia la madurez sexual.

Cabe decir que existen estudios que indican que la glándula pineal es muy sensible a determinados químicos ambientales. En algunos países se está viendo que las niñas llegan a la pubertad de forma más temprana, supuestamente debido a la exposición de ciertos componentes químicos que hay hoy en día en el ambiente y la comida.

LA GLÁNDULA PINEAL Y SU CONEXIÓN ESPIRITUAL
El concepto de la glándula pineal como el “tercer ojo” tiene su origen en la creencia de la existencia de un vínculo entre el mundo espiritual y físico a través de esta estructura. Además de las funciones fisiológicas tan importantes de la glándula pineal, tradicionalmente ha sido considerada una parte del cerebro capaz de generar una conciencia superior y un enlace con el mundo metafísico. Además, la glándula pineal parece estar más activa durante la meditación y la visualización.

LA PINEAL es el portal entre el cuerpo físico y los reinos de la energía y de la luz, es el sistema endocrino u hormonal. Así las transmisiones del cuerpo de luz son convertidas en mensajes físico-químicos que pasan al torrente sanguíneo como hormonas que regulan la distribución y funcionamiento de la energía del cuerpo físico.

Cuando el sistema endocrino se sobreexcita, se producen brotes y desequilibrios energéticos para ajustarse a este nuevo flujo.

La energía lumínica de las dimensiones superiores -que proviene de las pulsaciones del Centro Galáctico- entra en el cuerpo físico por la glándula pineal.

En el ángel humano o ser ascendido, siempre se encuentra activa. En el humano la vieja energía sólo se usa en la meditación; la persona se “eleva” para encontrarse con las vibraciones de su Yo Superior, ángeles y guías, volviendo a descender.

El ángel humano vive con este portal espiritual/angélico en estado activo todo el tiempo. Esto equivale a permanecer en estado de meditación profunda (ondas cerebrales theta) durante las horas de vigilia común. Theta es el nivel de la creación de milagros, modela la energía para manifestarla en una situación.

Por eso tantas personas en transición se sienten “despistadas” y “desorientadas” al ajustarse a la vida habitual en este profundo nivel de consciencia.

La tarea es vivir con este nivel superior de consciencia pero permaneciendo, al mismo tiempo, arraigado en el aquí y ahora para funcionar con lucidez en el mundo físico.

En este tiempo, muchas personas sienten “brotes de energía” en la glándula pineal. Cuando se producen emisiones electromagnéticas significativas desde el centro galáctico, la glándula pineal se sobrecarga y se sobrexcita eléctricamente.
Esto, a su vez, sobre-estimula la otra glándula endocrina principal del cerebro, la pituitaria, lo que crea desequilibrio energético en el cuerpo.

La pineal y la pituitaria están conectadas con el mando electromagnético o bioenergético del cuerpo, ya que la pituitaria es activada por la luz o mensajes que transmite la pineal.

El HIPÓTALAMO, situado justo debajo del tálamo cerebral, es clave para mediar en procesos como el metabolismo, la temperatura corporal, el hambre, la saciedad, nuestras emociones… Además, secreta hormonas que estimulan o suprimen la liberación de hormonas en la glándula pituitaria.
Un ejemplo de las hormonas que libera el hipotálamo es la somatostatina, la cual hace que la glándula pituitaria detenga la liberación de la hormona del crecimiento. Por otro lado, algo interesante que nos ha revelado el Colegio de Medicina Albert Einstein de la Universidad Yeshel a través de un estudio, es que esta estructura es también quien regula nuestro proceso de envejecimiento.

El Hipotálamo es muy importante. Es la raíz del pensamiento, es el punto de unión entre el cuerpo y el espíritu, entre el cerebro y los órganos del cuerpo. En casi todas las personas de esta “civilización moderna”, el hipotálamo es débil. Si lo volvemos fuerte, evitamos las enfermedades. El Hipotálamo rige todo el sistema nervioso.
El hipotálamo forma parte del sistema límbico, conocido como el ancestral cerebro reptiliano.
Es aquí donde se procesan nuestros sentimientos y las señales hormonales enviadas desde la glándula pituitaria a las demás glándulas para la adecuada respuesta física y de comportamiento.

LA GLÁNDULA PITUITARIA O HIPÓFISIS, conocida como nuestra glándula maestra, se encuentra en la región del hipotálamo del cerebro medio.
La glándula pituitaria es tan pequeña como un guisante, pero su trascendencia dentro del sistema endocrino es inmensa, tanto que se la considera casi como “el maestro de orquesta”. Para entender sus funciones debemos saber primero cómo está formada:
La glándula pituitaria se divide en dos partes: el lóbulo anterior y el lóbulo posterior. El primer lóbulo lleva a cabo los siguientes procesos:
• Produce la hormona estimulante de la tiroides (TSH)
• Regula la hormona adrenocorticotrópica.
• Estimula la producción de la hormona luteinizante (LH) y hormona foliculoestimulante (FSH). Estas hormonas controlan la nuestra función sexual.
• Prolactina: hormona que estimula la producción de leche en las mujeres.
El lóbulo posterior, por su parte, favorece la producción de las siguientes hormonas:
• Hormona antidiurética (vasopresina): controla la pérdida de agua por los riñones.
• Oxitocina, la cual es clave durante el parto y en la producción de leche materna.

LA PITUITARIA : Clave del Equilibrio
Es la glándula endocrina maestra, regula las actividades del cuerpo mediante el equilibrio hormonal. Coopera con la glándula tiroides en la distribución de la energía en el cuerpo.

Cuando la pituitaria es sobrexcitada, sobrestíma a su vez a la tiroides (y a las adrenales a un nivel inferior), produciendo brotes energéticos y sensación de “borrachera”. Esto desequilibra al cuerpo y al prolongarse produce agotamiento extremo. También las situaciones de agotamiento físico extremo son causadas por las oscilaciones de la tiroides cuando se mueve de forma máxima y mínima, en sus intentos por regular las fluctuaciones energéticas del cuerpo.

Hay ansiedad y depresión cuando se desequilibran las substancias químicas del cerebro (serotonina). El individuo experimenta síntomas físicos y emocionales extremos al pretender el cuerpo manejar esta nueva fuente de energía evolutiva que crea el Cuerpo Cristalino como vehículo de la consciencia superior del ángel humano.

El cuerpo se esfuerza para encontrar el equilibrio, con tanta rapidez como sea posible para disfrutar del poder y energía de su nuevo cuerpo cristalino. La recompensa es la longevidad, salud perfecta y energía ilimitada.

Pero ahora el problema más frecuente para muchos es que su modo de vida no permite que el cuerpo haga los ajustes que precisa. Por eso, mientras su glándula pituitaria sienta esa estimulación creciente, van a tener que desacelerar.

Si no lo hacen, su cuerpo lo hará. Esta es la razón por la que tantas personas enferman, pues su cuerpo los fuerza a ir más despacio para el re calibrado y los ajustes de su sistema endocrino hormonal bio energético.

Si se sienten estresados o cansados, descansen. Cuando descansan, su YO SUPERIOR crea en su sistema endocrino/espiritual el equilibrio que les permita manejar los crecientes niveles de vibración de las energías
entrantes.

LA GLÁNDULA DEL TIMO y el Respirar por el Corazón.
La mejor manera para tranquilizar y equilibrar al cuerpo es hacerlo con la respiración y con la energía de la glándula del timo o corazón superior.

EL TIMO es el portal energético del chakra del corazón, en el cual la luz o emisiones energéticas se experimentan en forma de Amor Incondicional.
El chakra del corazón también es el chakra maestro de los pulmones. La respiración activa el timo y el chakra del corazón.

Habrán notado que cuando están nerviosos respiran de manera agitada aunque contengan la respiración. Eso impide que el chakra del corazón se abra, imposibilitando que se alcance el equilibrio.
Cuando están relajados, como en la meditación, respiran profundamente y permiten que la energía del corazón fluya con suavidad, produciéndose esa sensación de relajación y profunda tranquilidad.

Por tanto, para tranquilizar el sistema bioenergético y reequilibrar el cuerpo usa la técnica de “Respirar por el Corazón”.
Cuando respiran profundamente, centrándose en el chakra del corazón, mejoran la circulación en el sistema gracias a la energía lumínica del Amor Incondicional.
Esto a su vez contrarresta el exceso de estimulación eléctrica sobre la pineal, proporcionando una sensación de paz y tranquilidad.
Cuanto mejor sepan respirar profundamente, convirtiéndose en respiradores conscientes, más activan la función del Timo, que ayuda al sistema físico inmunológico.

GLANDULA TIROIDES
Hablábamos de ella al principio y de su importancia en nuestro equilibrio interno, en nuestro metabolismo y bienestar. Esta glándula en forma de mariposa situada en sobre la tráquea, segrega tres tipos de hormonas: la calcitonina, triyodotironina y la tiroxina.
Estas sustancias especializadas, regulan como ya sabemos el metabolismo del cuerpo. Además de ello, favorece otros procesos, como la maduración del sistema nervioso en los niños, regula la presión arterial, la frecuencia cardíaca, la digestión, el tono muscular y las funciones reproductivas… La glándula tiroides es sin duda otra estructura clave en nuestro organismo.

GLÁNDULA SUPRARRENAL
Las dos glándulas suprarrenales se sitúan en la parte superior de cada riñón. Producen un tipo de hormonas llamadas corticosteroides, las cuales, además de regular el metabolismo del cuerpo, el equilibrio de la sal y el agua en el cuerpo, activan también nuestra función sexual y median en nuestra respuesta inmunitaria.
Asimismo, estas glándulas son las que activan y regulan nuestras respuestas de estrés. Lo hacen produciendo catecolaminas, como por ejemplo, la adrenalina.

UN CUERPO FÍSICO FUERTE AYUDA AL SISTEMA ENDOCRINO ESPIRITUAL
La mejor manera de ayudar con los cambios a tu cuerpo es el ejercicio físico regular y una buena dieta. Un cuerpo fuerte y saludable es el mejor vehículo para las poderosas energías de 12 chakras.

El sistema endocrino es uno de los más atacados por la cantidad de bloqueos que inserta el ego para impedir la libre circulación energética a través del sistema glandular que son los conductores de energía sutil equilibradora y reparadora de todos los demás sistemas de órganos a nivel físico y etérico para mantenernos sanos . Por eso en este siglo 21 una de las enfermedades más endémicas son las del sistema endocrino, como la obesidad y la diabetes, Estres, Insomnio, Depresión, Hiper actividad, Fatiga crónica, etc. etc……

Por medio del trabajo de auto sanación con el Yo Superior, de los millones de bloqueos que ha producido el ego en todo nuestro sistema energético, volveremos a conseguir restaurar el equilibrio funcional en todos los niveles frecuenciales de nuestra compleja estructura de cuerpos físico y sutiles.

A menos que se construyan una fortaleza física y energética, serán incapaces de satisfacer las demandas de la nueva energía.
Porque el cuerpo cristalino de la Nueva Tierra es fuerte y sano.
Está diseñado para moverse y estar activo. Le gusta el aire fresco y las actividades al aire libre. Cuanto más tiempo pasen al aire libre, respirando profundamente mientras caminan o realizan cualquier actividad física, más ayudan a su cuerpo a equilibrar y a regular su nuevo sistema bioenergético cristalino mientras hacen su cambio evolutivo.

Una vez que restablezcan el equilibrio, se sentirán tranquilos, poderosos y en paz.
Todo alcanza su equilibrio con mayor rapidez si cooperan y permiten el proceso yendo más des.

Con este proceso avanzan hacia el uso de su poderoso y maravilloso Cuerpo Cristalino de la Nueva Tierra.

Blue Flower 

LAS DIMENSIONES

 

ascenciónTodos los antiguos calendarios y profecías de nuestros ancestros hablan de una nueva Edad de Oro. Una época donde la potencialidad humana será expandida permitiéndonos manejar cualidades psíquicas, una conciencia mayor a la que actualmente tenemos y un entorno donde la armonía y el amor serán predominantes.

.
Este despertar ya está sucediendo y se manifiesta a diario en nuestras vidas. No sólo estamos despertando nosotros, también el planeta está evolucionando a octavas vibratorias superiores. Como todo proceso de cambio, muchas veces lo percibimos como algo traumático mientras lo transitamos, pero después de un tiempo nos damos cuenta del significativo crecimiento que éste nos trajo.

El despertar está asociado a la nueva conciencia también llamada CONCIENCIA CRISTICA o búdica, la cual tiene que ver con el reconocimiento colectivo de nuestra esencia, con el saber que TODOS SOMOS UNO.

Las dimensiones son los diferentes estados de la existencia que experimentamos durante el camino hacia el Ser Único. Es decir, son los pasos evolutivos que el Ser decidió experimentar para regresar a la Fuente Divina. Todos los niveles dimensionales se encuentran en el aquí y el ahora, la diferencia es la longitud de su onda o frecuencia.

Las dimensiones son frecuencias dentro de la cual vibramos. También podríamos decir que son niveles de conciencia, algo parecido a las bandas de radio con sus frecuencias y estaciones.

Existen siete dimensiones perceptuales que se corresponden a la octava dimensional donde se encuentra la Tierra en estos momentos. Igualmente, existen otras dimensiones que se corresponden a otras octavas vibratorias que se encuentran actualmente fuera de nuestra comprensión humana.

¿QUE SIGNIFICA CAMBIAR DE DIMENSION?
Cambiar de dimensión significa expandir nuestra conciencia. Es famosa la historia del personaje animado que vivía en un papel y cuyo mundo era totalmente bidimensional o plano. Su cerebro había aprendido que esa era su realidad, formada por puntos y líneas sobre un inmenso plano blanco. Era inconcebible para él pensar en objetos con volumen o tridimensionales.

De igual manera, es para nosotros un imposible desde nuestras creencias pensar en realidades que no sean la conocida, ya que nuestro cerebro está entrenado para percibir de una manera determinada. Entonces, cambiar de dimensión es expandir nuestra forma de percibir la realidad, de ver las cosas. Ahora nos encontramos pasando a una realidad más energética la cual se parece más al mundo de los sueños y la imaginación.

de intercambio dinámico radial y vibratorio. A pesar de que pienso que las clasificaciones son limitantes y lineales y que la realidad siempre las supera, me voy a basar en una clasificación para poder explicar las diferentes dimensiones, haciendo la salvedad de que éstas siempre están interconectadas y que forman parte de un sistema

PRIMERA DIMENSIÓN
La Primera dimensión es la encargada de convertir a la energía en materia. Es la frecuencia básica de los átomos y las moléculas; por lo tanto, es la dimensión del microcosmos, la frecuencia vibratoria de activación del ADN .

Se puede decir que maneja un nivel de conciencia elemental referido al cumplimiento de funciones; una conciencia puntual que sabe cómo dirigirse de un punto a otro. Los minerales y el agua vibran en esta frecuencia. Los minerales son el aspecto cristalino de la misma, el agua el aspecto liquido. Se encuentra en los fluidos y las corrientes eléctricas del cuerpo humano. Activa el código genético e impulsa energéticamente el sistema celular.

Si tomáramos como metáfora al ser humano para describir las dimensiones, podríamos decir que la primera dimensión la experimentamos en la etapa prefetal, donde somos un conjunto de potencialidades con un programa de división celular y mantenimiento de funciones. Todas las dimensiones funcionan a todas las escalas y las de esta octava son las mismas en todo el Universo.

SEGUNDA DIMENSIÓN
La Segunda dimensión es la frecuencia donde existen la mayoría de los animales y plantas. Es también física e impulsa la identidad biológica. Es la vibración que mantiene la unión entre las especies; es también lo que se ha llamado el inconsciente colectivo de las especies; es decir, la forma como se reconocen los animales de una misma especie para cumplir con sus funciones reproductoras.

No posee diferenciación individual ni autoreconocimiento. En este nivel de conciencia no hay referencia temporo-espacial. La conciencia es lineal o bidimensional. A nivel geométrico se corresponde con las formas planas como círculo, cuadrado, triangulo, rectángulo y otras figuras carentes de volumen. Es la responsable de la variedad biológica y de todas las energías que se encargan de propiciarla, tales como las fuerzas elementales de la naturaleza.

Podemos tomar como ejemplo las bandadas de pájaros que actúan coordinadamente como un todo, o los cardúmenes de sardinas. Ambos han sido objeto de estudio y se ha comprobado que actúan como un cuerpo consciente donde cada uno de los miembros mantiene una distancia matemática entre ellos y solamente rompen la formación cuando son atacados. Siguiendo la metáfora del ser humano, la segunda dimensión se podría compara con la etapa fetal. Flotamos siendo uno con el entorno, en un estado no egóico (carente de ego) y sin referencia temporal/espacial.

TERCERA DIMENSIÓN
La Tercera dimensión es donde existimos los seres humanos. También es física y el tipo de conciencia de esta vibración es volumétrica o tridimensional. A nivel geométrico se perciben formas como el cubo, la esfera y los sólidos platónicos. Hay una percepción lineal del tiempo y el espacio, con la capacidad de recordar el pasado y proyectar el futuro estando en el presente. Se basa en la polaridad y la ilusión de separación, en el desarrollo de la identidad individual y la pérdida del sentido grupal.
Esta es la frecuencia donde nos hacemos conscientes de nosotros mismos, desarrollamos el ego y creemos que estamos separados del todo. Es en esta dimensión donde nos percibimos más separados del todo que en ninguna otra, por lo tanto es aquí donde al Ser Único se le presentan más retos de integración y crecimiento.

En el ser humano comienza a partir del segundo año de vida, cuando el niño empieza a diferenciarse del entorno como individuo, a expresar sus deseos, a formar su ego. Es una etapa de aprendizaje muy importante donde comienza la fragmentación. En la tercera dimensión experimentamos un proceso de división del Ser que produce lo que llamamos personalidad. Es parte del trabajo de evolución el recoger y juntar todas las partes.

En este reino todo existe a un máximo de nueve mil vibraciones por segundo.

CUARTA DIMENSIÓN
La Cuarta dimensión es la frecuencia donde regresamos a la conciencia de integración grupal sin pérdida de la individualidad. Esta frecuencia ha sido llamada zona arquetipo o inconsciente colectivo. Es el lugar donde residen los sentimientos, las emociones y los sueños. En esta dimensión percibimos el tiempo en oleadas cíclicas o en forma de espiral.

Existe en un campo cuántico donde se presentan simultáneamente todas las alternativas y posibilidades. Es la frecuencia de la sincronicidad, la empatía y la telepatía. Es la última dimensión donde experimentamos con el cuerpo físico como vehículo de aprendizaje. En esta frecuencia percibimos la multidimensionalidad y nos damos cuenta de nuestra responsabilidad al hacemos conscientes de que cada una de nuestras acciones afecta el todo.

En estos momentos nos encontramos despertando a la conciencia de cuarta dimensión y la sentimos sobrepuesta sobre la tercera, por eso a nivel humano estamos pasando por la necesidad de compartir con grupos, revisar nuestras relaciones, buscar sanación y crecimiento con terapias. También es la causa del desmoronamiento de estructuras físicas, económicas y políticas por mucho tiempo establecidas que ya no se corresponden con esta nueva vibración. Y cada vez vamos a ver más cambios a todos los niveles de aquello que no se corresponda con la nueva energía.

El cambio dimensional es a todas las escalas. No sólo lo estamos experimentando los seres humanos, sino también la Madre Tierra, y a una escala mayor, toda la galaxia. El cambio dimensional no sucede de un día para otro, sino por capas paulatinas de conciencia. Una vez que estemos alertas, en la cuarta dimensión se abrirán suavemente las puertas a la quinta y sexta.

Aceptar la conciencia de cuarta dimensión es lo que se ha llamado el SALTO CUANTICO y es el paso más difícil del cambio dimensional, ya que éste implica un profundo cambio de creencias. La cuarta dimensión es el portal hacia la Conciencia Crística, aquella conciencia colectiva que se reconoce a sí misma como Unidad.

En esta dimensión se encuentran seres que han alcanzado una vibración de entre nueve mil a doce mil vibraciones por segundo.Numerosos guías, ángeles y maestros ascendidos impulsan a los humanos tridimensionales a que sean receptivos y estén preparados para la evolución y el crecimiento espiritual.

Debido a que esta dimensión tiene polaridades de luz/oscuridad, los seres humanos también pueden verse impulsados por sus homólogos astrales de oscuridad que existen en esta dimensión. Estos seres son capaces de emular la frecuencia vibratoria inferior de pensamientos negativos, vicios, emociones reprimidas y zonas oscuras de situaciones inconclusas o mal curadas del ser humano y luego controlarlas o alimentarse del sufrimiento, el miedo y otras de energias densas. A medida que los seres humanos desarrollan cualidades de vibración superior del ser, pensar, sentir y hacer, así como una adecuada trascendencia de sus propias zonas de sombra, se ven atraídos magnéticamente hacia los impulsos de luz de la cuarta dimensión y son liberados del control oscuro de los seres parásitos. La polaridad oscura de la dimensión es también uno de los lugares donde se dan las pesadillas y los abusos astrales.

QUINTA DIMENSION
La quinta dimensión es la frecuencia de la sabiduría y es totalmente pura energía. Es donde se encuentran los maestros ascendidos y los espíritus guías. En la 5ta dimensión experimentamos la fusión con nuestro Ser Superior o multidimensional y con el grupo de almas al cual pertenecemos vibracionalmente.

Es la dimensión donde recordamos quiénes somos y despertamos nuestra sabiduría interna. Es en esta dimensión donde se experimenta la conciencia grupal que forma UN SOLO SER de mayores dimensiones. Es una frecuencia energética, no física. El tiempo es un contínuo donde sólo existe el ahora eterno.

En esta dimensión se dan sueños de volar, sueños de sanación, de experiencias superiores y enseñanzas. Es donde los humanos sueñan su vida dotándola de realidad espacio-temporal y luego se despirtan y viven esos sueños. Aquí se manifiesta la conciecia superior, los sueños lúcidos y la magia blanca.

Muchos de los seres que están en esa dimensión al contactarse con su sabiduría escogen ser los guías espirituales de los que estamos en la dimensión física. Muchos de los seres canalizados hoy en día que se presentan como una conciencia grupal están en quinta dimensión; así mismo, cuando hacemos contacto con nuestro Yo Superior estamos viviendo una experiencia en esta dimensión. Como es una dimensión de luz, percibimos holográficamente y en formas lumínicas de una gran intensidad, muchas veces geométricas.

Esta es también la dimensión de la conciencia de Cristo y de Buda como resultado posterior del proceso de encarnación, ascensión y transición a través de las Ciudades de Luz de la cuarta dimensión

En esta dimensión los seres conservan las formas etéricas de la combinación de la tercera y cuarta dimensión pero refinadas y con libertad para alterar estas formas a voluntad. A partir de esta dimensión es imposible hablar en términos de vibraciones por segundo porque se encuentran más alla de las limitaciones del tiempo y el espacio, aunque en esta dimensión se puede actuar a voluntad sobre la realidad espacio-tiempo.

La diferencia entre quinta y sexta, así como entre sexta y séptima no es tan evidente como la de cuarta y tercera. A partir de la quinta las dimensiones se encuentran solapadas o fundidas y sus fronteras son difusas, esto es debido a que estamos hablando de energía y no de materia.

SEXTA DIMENSIÓN
La sexta dimensión es la frecuencia que se ha llamado Crística o Búdica, porque es allí donde se llega al estado de remembranza total, donde se toma responsabilidad por el todo y se es el todo. Es un estado de conciencia compasiva… la famosa iluminación. Es el regreso a casa, al Ser Único.

En sexta el proceso de evolución del Ser y el Todo se experimentan como Uno. Es el lugar de la conciencia ilimitada y unificada. Esta frecuencia se manifiesta como individual y colectiva simultáneamente.

La sexta dimensión es la creadora de las matrices morfogénicas que se manifiestan en otras dimensiones, tales como tercera, segunda y primera. Estas matrices son las formas geométricas y las redes que llamamos geometría sagrada; son los patrones geométricos de luz creadores de vida y responsables de su materialización. Es el reino del Consejo Superior, los Arcángeles que interactún con la Tierra, el Consejo de Ancianos y una conciencia colectiva incipiente.

A partir de este nivel las dimensiones son exclusivamente LUZ. La conciencia colectiva de este reino es el de las almas divididas, dicho de otra manera, si el alma, después de haber permanecido encarnada en la Tierra decide dividirse en dos o más partes, bien sea para experimentar el dolor, la felicidad o experiencias diversas, en el nivel de la 6ta dimensión cada parte compartirá el mismo Yo Superior y se conectará con nosotros a nivel de alma y espíritu. Desde esta dimensión se dicta nuestro objetivo superior, nuestra misión de vida en la Tierra.

Esta es la etapa de la Creación en la que el pensamiento, el color y el sonido toman forma geométrica y relevancia numerológica. Cuando los seres de este reino desean comunicarse entre sí, se limitan a fusionar sus campos de energía y conciencia. Se forma un entramado único a partir de esta fusión y cada uno experimenta la naturaleza esencial del otro mediante la comparación y lo que pueda ofrecer. Se da la sensación de conocer al otro sin sentir que uno se ha convertido en el otro. La conciencia de Melquisedec existe en este nivel dimensional.

SEPTIMA DIMENSIÓN
La séptima dimensión es la frecuencia de la integración total donde ya no quedan partes dispersas. La conciencia se experimenta multidimensionalmente, es decir, con una nueva perspectiva de integración.

En esta dimensión se tiene pleno conocimiento de las partes que alguna vez estuvieron desmembradas. Aqui se encuentran los seres que son PURO AMOR. Es una dimensión energética donde no existe la forma. Es la dimensión del reino angélico y las conciencias de luz pura. Es el reino de la armonía y el sonido Divino.

Las pautas se forman con el sonido, pero son flujos nebulosos de color y movimiento. Las pautas variables en espiral son las únicas que pueden describirse. Cuando los seres de este nivel desean comunicarse entre sí combinan sus sonidos, mezclan colores y crean nuevas pautas. Las dos conciencias se energetizan con esta experiencia y llegan a comprenderse mutuamente. Existe un mayor acuerdo que se deduce del principio: “El Todo es más que la suma de sus partes”. Las frecuencias de sonido componen el único lenguaje común. Los miembros de la familia de almas del mismo origen tienen la capacidad de experimentarse como un mismo ser, manteniendo al mismo tiempo la capacidad de ser individuales.
Blue Flower

 

LAS LÍNEAS TEMPORALES PERSONALES Y GLOBALES

 

lineas temporales

 

Tu línea temporal personal

La sucesión de eventos percibida como lineal que tienes de tu vida es lo que llamamos tu línea temporal personal. Se inició cuando naciste, y se terminará cuando fallezcas. Tu línea temporal personal tiene múltiples ramificaciones y desvíos posibles, pues la toma de decisiones según tu percepción de la situación en el momento de una ramificación, te llevará por un ramal u otro, a una alternativa u otra, y tu línea temporal irá ajustándose dentro de unos parámetros más o menos restringidos dependiendo de tu nivel evolutivo y de conciencia, que son los que marcan que tengas más opciones o menos, en tu particular abanico de decisiones, por ser capaz de percibir y comprender más alternativas, o menos, de las que tienes delante.

Tu línea temporal personal tiene una energía que se desplaza,
para nuestra percepción, desde nuestro pasado, hacía nuestro futuro, y solo en determinados puntos de inflexión de esa energía, aparecen momentos clave, en los cuales puedes cambiar la dirección de tu vida. No siempre se puede, y esto está determinado por el proceso y las reglas que rigen el movimiento y manifestación de todos los procesos energéticos, y que es llamada la ley de las octavas. Por esa razón, a veces, avanzas por la vida sin poder hacer nada por salir de la dirección y cauce que llevas, y, a veces, encuentras puntos y momentos clave donde se manifiestan las opciones para modificar tu trayectoria.

Cada persona, pues, tiene una línea temporal propia, y todos nos movemos por ella, cada uno manifestando las circunstancias particulares de su vida según sus acciones, y la ley de causa y efecto, ya que, a menos que seas muy consciente de cada paso que das, de cada acción que ejecutas, la mayoría de nosotros, por ir dentro del cauce energético que representa nuestra propia línea temporal de eventos, nos encontramos mañana lo que pusimos en marcha ayer, sin saber que lo habíamos hecho.

El ser humano, en general, vive su vida solo mediante la ley de la causalidad, es decir, dejando que le pasen las cosas, al no ser consciente de que el mismo genera causas que podría evitar, o deja de generar cosas cuando podrían serle beneficiosas para manifestar un efecto futuro, en su misma línea de tiempo. Solo una persona “altamente despierta” y “autoconsciente” de sus actos, puede gestionar y escapar, sino total, al menos parcialmente, de vivir una vida bajo la ley pura de la causalidad.
En este caso, entonces, puedes imaginar tu línea temporal como un cable ondulante, que se va recorriendo de principio a fin, según tu conciencia avanza por tu percepción temporal de como los acontecimientos se suceden unos detrás de otros.
Líneas temporales grupales

Cada línea temporal personal tiene componentes frecuenciales y vibratorios, pues al no ser más que energía, “vibran” de una forma determinada. Imaginemos que esta vibración la representamos por un color, dando lugar a gente cuyo cable, por sus características frecuenciales, sería de color azulado, otros, de color verdoso, otros marrón, otros blanco, otro negro, etc. No estoy asociando estos colores con nada, ni auras, ni chakras, ni planos dimensionales, etc., etc., solo es un ejemplo de como podríamos percibir la vibración de cada línea individual si pudiéramos verlas desde fuera de nuestra matriz espacio-temporal.
Pues bien, por el principio de atracción de la energía, todas aquellas personas que tuvieran una línea temporal y vibración de un color parecido, estarían resonando cerca las unas de las otras, agrupadas, por colorines. Así, veríamos por un lado un grupo de cables azules (personas con una vibración, nivel evolutivo, conciencia y frecuencia de resonancia parecida) avanzar en una misma dirección, con sus líneas temporales entrelazadas entre si, dando lugar a que esas personas se crucen unos en las vidas de otros, les sucedan cosas juntos, etc.
Seria algo así como esto:

Lo mismo pasaría con todas las personas cuyo cable fuera de color verde, o de color marrón, estarían más o menos juntas por frecuencia de resonancia y todas tendrían, más o menos, un “futuro” común al que van avanzando en paralelo, ya que todas resuenan con el mismo tipo de eventos probables y todas los manifiestan, en menor o mayor grado, en sus respectivas líneas temporales individuales.

Cuando personas con mismos gustos, intereses, nivel evolutivo, objetivos comunes, etc., conviven, evolucionan y avanzan por la vida en paralelo, sus líneas temporales se entrelazan, y, a no ser que una de esas personas, en los puntos de inflexión propios de su línea temporal decida cambiar el rumbo de su vida, seguirá normalmente por la misma línea temporal grupal a la que pertenece, ya que, su zona de confort, le mantiene en la manifestación de eventos en su vida, por la ley de la causalidad propia, y ahora, además, de aquellos con los que comparte camino evolutivo, que, por decirlo de alguna manera, se ayudan unos a otros a mantener “el ganado encauzado” para que ninguna oveja se disperse.
Es por ello que, en la mayoría de los casos, los mayores obstáculos para hacer grandes cambios en nuestra vida son las mismas personas con las que la compartimos, ya que, eso implica, y lo saben a nivel subconsciente, alteraciones en el cauce común donde se van a ver salpicadas y afectadas.
Líneas temporales globales

Entonces, si tenemos líneas temporales grupales, que pueden ser de dos personas o de dos millones, ¿existe una línea única para todos nosotros? Ha existido, o, podríamos decir, que antes del proceso de separación tan claro en dos macro-realidades, siempre ha habido una macro única línea temporal para la humanidad, que abarca la suma de todas las realidades posibles de cada uno de los seres humanos. Esa línea temporal global, es la línea que conforma los límites de las líneas individuales, como si al entrelazado de 7.500 millones de cables (uno por persona) le ponemos una funda de plástico alrededor, tal que:de forma que, ahora, la línea temporal de lo que suceda a escala macro planetaria es la marcada por la “funda” blanca, y todo el margen de eventos que están disponibles para las líneas individuales no puede nunca sobrepasar o salir del margen de acción que marque la línea temporal global, que marca la realidad acotada para la raza humana.
Manipulando la línea global

Para la gestión del planeta, aquellos que lo dirigen, siempre han mantenido a la línea temporal global bajo control, manipulándola a escala macro, accionando en puntos concretos de inflexión a nivel de escala planetaria, (por ejemplo con acciones y sucesos que afectan a toda la población, sea directamente o por reverberación), de forma que ninguna realidad o línea temporal individual pudiera escapar del control. Puesto que esto no es fácil, porque desde dentro del tubo blanco, millones de personas luchan contra este mismo sistema de manipulación, es un tira y afloja constante entre los cables de colores del interior que luchan por acomodar la dirección, vibración, frecuencia, etc. de la funda blanca que los envuelve, y los que tratan (desde fuera o desde dentro) de mantener la misma funda comprimida, restringida y acotada. A veces ganan unos y a veces ganan otros.
A veces se ha conseguido mover la línea temporal de la humanidad hacia un futuro “X” más positivo, y a veces se ha desviado de nuevo para apuntar a un futuro “Y” no tanto (para los cables de dentro). De ahí el juego constante entre las polaridades, los que nos gobiernan, los que nos apoyan, los que accionamos desde dentro, etc., etc. ——–——————————David Topí